Ortega Smith resta relevancia a las dimisiones en VOX, entre ellas la de Javier Alcina en Zamora

Los compañeros que han abandonado el partido han pasado de "amar" a la formación a "llamarla de todo", por lo que, según ha señalado, "han mentido antes o mienten ahora"

FuenteEuropa Press

El secretario general de Vox, Javier Ortega Smith, ha asegurado que a su formación no le preocupa que una diputada y varios dirigentes provinciales, entre ellos el zamorano Javier Alcina, hayan abandonado el partido en los últimos días porque nadie va a «imponer» sus ideas por encima de las de Vox, que ha demostrado con ello que sus mecanismos internos «funcionan».

«Somos un partido que no tenemos ningún problema, preferimos quedarnos sin un solo diputado porque aquí la persona que intenta colocar a un familiar o hacer la política por libre se ha equivocado de partido», ha insistido Ortega Smith en declaraciones en una entrevista en Telecinco, recogida por Europa Press, donde ha recalcado que Vox «no es un coladero donde entra todo el mundo como en el resto de partidos», sino una formación en la que hay gente «que sigue de corazón a España».

Además, ha destacado que los compañeros que han abandonado el partido han pasado de «amar» a la formación a «llamarla de todo», por lo que, según ha señalado, «han mentido antes o mienten ahora». Una razón más por la que Ortega Smith ha restado importancia a sus marchas de Vox, junto con las que, ha augurado, «habrá más casos». «Algunos se van y a otros los tenemos que invitar a irse», ha puntualizado.

ARTÍCULO 155 Y CAMBIAR IDEOLOGÍA DE GÉNERO PARA PACTAR TRAS EL 10N

Ortega Smith ha asegurado que si los votos de Vox son necesarios para formar un Gobierno de derechas después de las elecciones generales, la formación de Santiago Abascal pactará con el Partido Popular y Ciudadanos en el caso de que ambas formaciones «dejaran las políticas de izquierdas a un lado» como es «apoyar la ideología de género o la ley de Memoria Histórica».

Otra de las exigencias de Vox para apoyar un gobierno del PP sería que Pablo Casado estuviera dispuesto a aplicar «de verdad» el artículo 155 de la Constitución Española en Cataluña y en «caso de que fuera necesario», y no como lo aplicó el expresidente del Gobierno, Mariano Rajoy, que activó un 155 «de pacotilla». «No exigimos sillones como condiciones previas para negociar, todo lo contrario, y así sí tendrán nuestro apoyo», ha añadido.

Sin embargo, ha visto más «complicado» que haya un acuerdo de coalición previo al 10 de noviembre después de que no hayan coincidido con la propuesta del PP de que Vox no se presente en aquellas provincias donde no sacaron escaño en abril, o de que el partido de Casado no haya aceptado la de Abascal de presentar un único candidato en las listas al Senado.

«Nosotros hemos hecho un esfuerzo de generosidad que ya me gustaría que lo hicieran otros partidos. Ahora el Senado está en manos de la izquierda, pero si PP y Ciudadanos hiciesen lo mismo, medio Senado o más de medio pertenecería a escaños del PP, CS y Vox y no lo hacen porque sólo están pensando en que tiene que colocar a gente», ha especificado Ortega Smith.

Preguntado por qué resultado electoral sería una victoria para la formación de Abascal, el secretario general de Vox ha indicado que estarían satisfechos si mantienen los 24 escaños que lograron el pasado 28 de abril y además subieran entre un 1 ó 2% más, que «más o menos sería tener entre 30 y 32» escaños.

NOTICIAS RELACIONADAS:

Javier Alcina dimite como presidente de VOX en Zamora

Esta es la nueva gestora de VOX Zamora con Marisa Calvo a la cabeza

No hay comentarios

Dejar respuesta