Cuando quienes cuidan a tus hijos se merecen un Sobresaliente

La Escuela de Educación Infantil Municipal La Aldehuela, de titularidad municipal y gestionada por Grupo Norte, obtiene 9,70 en la encuesta de satisfacción que cumplimentan los padres

FuenteSilvia García
Parte del equipo de la Escuela de Educación Infantil Municipal La Aldehuela

Comienza el mes de septiembre, y los padres acuden a una reunión informativa antes de que dé comienzo el curso en la Escuela de Educación Infantil Municipal La Aldehuela. Algunos son nuevos, otros ya han llevado a sus hijos mayores al mismo centro. “No os hacéis una idea de la pena que da cuando terminan”, dice una madre veterana con los ojos empañados en lágrimas. Nos sorprende la reacción extremadamente emotiva de la mujer y de otros padres y decidimos investigar. 

Han transcurrido ocho años desde que abriera sus puertas en Zamora la Escuela de Educación Infantil Municipal La Aldehuela, un moderno y acogedor edificio de nueva construcción en la atalaya de la urbanización La Perla, y desde entonces los índices de calidad y de satisfacción no han hecho más que aumentar. Por sus aulas han pasado un total de 737 niños menores de tres años, y allí han comenzado a extender sus alas para aprender a volar antes de llegar al colegio.

La popularmente llamada ‘guardería’, que no es tal sino un centro de educación infantil, es de titularidad municipal del Ayuntamiento de Zamora, y está gestionada por la puntera compañía castellano y leonesa Grupo Norte, especializada en la prestación de servicios con más de 40 años de experiencia.

En raras ocasiones las encuestas de satisfacción de los usuarios arrojan resultados cercanos a la perfección, y esta es una de ellas. La EEI Municipal La Aldehuela obtiene, año tras año, un Sobresaliente en el cuestionario que se entrega a los padres. Concretamente, en la última, un 9,70.

La nota no es casual, y la progresión siempre en ascenso: 9,39, 9,59, 9,73 y 9,70. Y la responsabilidad tiene nombre de mujer. Laura Alfageme, Jose (María José) Prieto, Analía Barrios, Blanca Cañivano, Esther Vázquez, Sandra Martín, Amelia Amigo, Nuria Santos, Nerea Álvarez, Esther San Martín y Mairena Gallego. Once trabajadoras incansables a las que guía la pasión por su profesión y la vocación, desde la dirección, las educadoras de aula, apoyo, limpieza y cocina.

“¿Es normal para una escuela infantil obtener un reconocimiento de esta envergadura?”, preguntamos a Jose Prieto, quien nos recuerda que los estándares de calidad que rigen la actividad de Grupo Norte son muy elevados -ISO, Bureau Veritas…- y que se someten de continuo a auditorías, control de procedimientos, etc, siempre con excelentes resultados.

Sin embargo, el componente humano, tan difícilmente medible, es crucial cuando hablamos de educación infantil, y en este caso las trabajadoras marcan la diferencia. “Si se supiera todo el trabajo que hay dentro del centro… somos responsables de vidas”, apunta Jose Prieto, “trabajamos para que vayan adquiriendo pequeñas rutinas, y ponemos en práctica nuestros conocimientos para que les sirva en la vida”. Y es que “antes de la educación está la atención emocional, para que el niño pueda desarrollarse correctamente, y aquí ha de encontrar un lugar en el que poder relajarse, experimentar, relacionarse…”.

“Lo principal es ser querido”. Sin duda, la frase que resume la sonrisa de los pequeños cuando acuden a La Aldehuela. Felicidad en estado puro.

No hay comentarios