Cáritas Zamora recibe una donación de 8.400 euros

Para su proyecto de educación de calle

FuenteRedacción

Cáritas Diocesana de Zamora ha recibido 8.400 euros del programa Red Solidaria de Bankia, una iniciativa que se inició en 2013 y a través de él sus oficinas eligen a principios de año un proyecto cercano que pueden apoyar si logran alcanzar sus objetivos de negocio conjunto del ejercicio. Este es el caso de la sucursal situada en Tres Cruces. Sus empleados eligieron de forma conjunta apoyar un proyecto de Cáritas Diocesana de Zamora y obtuvieron una dotación económica de 8.400 euros.

La aportación, que cubre una parte de los gastos, va destinada al proyecto Educación de Calle que el pasado año atendió a 64 personas. Este proyecto de Cáritas Diocesana de Zamora presta un servicio exclusivo en la ciudad para dar respuesta a las necesidades y carencias de las personas sin hogar. Los beneficiarios reúnen características muy diversas, sufren problemas mentales o con problemas de adicciones como alcoholismo y drogadicción. Para llevar a cabo esta labor Cáritas Diocesana de Zamora tiene al frente a una persona contratada a jornada completa.

El primer contacto con estas personas es básico para un posible trabajo continuado, es por ello que el educador de calle se convierte en su punto de referencia, estableciendo relaciones con los individuos e iniciando un proceso de reflexión con unas relaciones interpersonales basadas en la amistad y la confianza intentando que se produzca un cambio solidario, generando procesos de participación, toma de conciencia, relaciones humanas y resolución de problemas.

Las entrevistas se realizan a pie de calle, en los lugares en los que las personas Sin Hogar se encuentran y respetando su intimidad y confidencialidad. La motivación al cambio tarda. Después de 24 meses de presencia en la calle, Cáritas Diocesana de Zamora ha conseguido que haya menos personas en la calle con una mejora del 40%. Con el 60% restante se está trabajando de manera continuada, promoviendo cambios a otros niveles previos a esa salida de la calle, pero básicos para ellos como son la atención sanitaria, la higiene o la documentación.

Con este proyecto Cáritas Diocesana de Zamora pretende que, estas personas, sean visibles para la sociedad, partícipes dentro de nuestra comunidad, así como, dignificar la vida de los Sin Hogar siendo ciudadanos de pleno derecho.

No hay comentarios