Los compañeros más fieles quedan bendecidos por San Antón

Un año más las mascotas zamoranas quedaron bendecidas por su patrón San Antón en la tradicional celebración realizada en la iglesia de San Antolín

Pequeños, grandes, peludos, con escamas, temblorosos o majestuosos, hoy es el día de esos fieles seres que nos acompañan en la vida, con tanta devoción y respeto, las mascotas.

Zamora celebraba esta tarde la bendición de San Antón a los animales, primero con una procesión de la Cofradía de San Antonio de Abad, que salía desde la iglesia de San Vicente hasta la de San Antolín, y que realizaba un recorrido por el barrio de La Lana. Y luego, con el acto tradicional más memorable, la bendición del párroco a todos los animales presentes a las puertas de la iglesia.

Perros, gatos, tortugas, y hasta algún peluche de animales desfilaron por delante de la imagen de San Antón, mientras sacerdote bendecía a mascotas y dueños, para que juntos tengan una vida feliz. Un centenar de personas acudían a esta especial fecha para sus mascotas, que en muchos casos son un miembro más de las familias.

Tras la bendición, tuvo lugar las tradicionales palabras en honor al patrón de los animales, y la rifa de productos donados por comercios zamoranos, que la cofradía celebra todos los años.

No hay comentarios