Gran emoción por la entrega del ‘Barandales de honor’ a la Policía Nacional

El Cuerpo Nacional era el elegido para recibir el máximo honor que otorga la Junta Pro Semana Santa "por su colaboración en el desarrollo de las procesiones de Semana Santa"

La Policía Nacional ha sido la elegida este año para recibir la máxima distinción que ofrece la Junta Pro Semana Santa, el ‘Barandales de Honor’. El Cuerpo Nacional recibía este reconocimiento durante el tradicional Pregón de Semana Santa, que tenía lugar en el teatro Ramos Carrión.

La Policía Nacional era elegida este año para recibir tan distinguido honor, “por su colaboración en el desarrollo de las procesiones de Semana Santa”. Y es que, este cuerpo de seguridad del Estado siempre ha sido parte activa de la organización y celebración de muchos de los desfiles profesionales. Su entrega y dedicación ha resultado fundamental en el buen desarrollo de los mimos, y por ello han sido los elegidos este año para recoger el testigo de la Guardia Civil de Zamora, que recibía el galardón el año anterior.

El jefe de la Policía Nacional de Zamora, Ubaldo de la Torre era el encargado de recoger tan importante honor, de las manos de la presidenta de la Junta Pro Semana Santa, Isabel García. Un visiblemente emocionado jefe del Cuerpo Nacional ofrecía a los presentes en el teatro el galardón. Un gesto, que era respondido con una sonora ovación general.

De la Torre iniciaba su discurso agradeciendo a la Junta Pro Semana Santa el reconocimiento a la Policía Nacional, el jefe de la Policía afirmaba sentir “una emoción contenida” por este honor. El máximo cargo del Cuerpo Nacional destacaba la estrecha relación de esta formación con la celebración de la Pasión zamorana, y de su vinculación personal como cargador de La Magdalena. De la Torre explicaba como la Policía Nacional en Zamora es desde su origen “parte de la Semana Santa, garantizando el desarrollo libre de la misma y la seguridad ciudadana de la capital”. El jefe del Cuerpo Nacional reconocía igualmente que este premio suponía “un orgullo y acicate para perfeccionar este servicio”, y finalizaba su intervención con un “muchísimas gracias”.

No hay comentarios