‘El baile de la boda’ de Ricardo Segundo, al alcance de todos los vecinos de Sejas

Tras la gran acogida que tuvo la exposición ‘El baile de la boda’ de Ricardo Segundo en el palacio de la Encarnación de la Diputación de Zamora, en primavera de este mismo año, el Ayuntamiento de Rábano de Aliste-Sejas de Aliste y la asociación cultural El Pozón han decidido organizar una versión reducida de la misma en las escuelas de la localidad.

Esta nueva muestra, no pretende solo rendir homenaje al pintor, sino también a todos los vecinos del pueblo que durante décadas posaron para el pintor, participando tanto en este famoso cuadro y sus réplicas, como en otras obras repartidas por toda la geografía española.

Aunque madrileño, Ricardo Segundo se vinculó de manera indisoluble con Sejas, con sus gentes, con sus vestimentas, con sus costumbres y con sus paisajes, llegando a trasladarse con su familia a principios de los sesenta para desarrollar su actividad pictórica e impartir su magistral docencia a todo aquel que hasta Sejas se trasladaba.

Paralelamente a la inauguración de la exposición, el Ayuntamiento de Rábano de Aliste-Sejas de Aliste y la asociación Cultural El Pozón, descubrirán una placa conmemorativa para reconocer también la labor de la Escuela Madrileña de Cerámica, que traídos por Ricardo Segundo, realizó en curso de verano en 1928 en la localidad, produciendo una pequeña revolución social, cultural y económica.

La Escuela Madrileña de Cerámica, fundada por el intelectual Francisco Alcántara bajo los planteamientos de la Institución Libre de Enseñanza, pasó el verano del 1928 pintando, modelando, recogiendo canciones y tradiciones, a las gentes de Sejas como desarrollo de sus actividades diarias. De estos trabajos nos han llegado más de 180 fotografías y otras tantas acuarelas pintadas por los alumnos de la Escuela, que se conservan en el Museo de Historia de Madrid y que están siendo objeto de estudio y catalogación gracias a un proyecto de la Dirección General de Patrimonio Cultural de la Junta de Castilla y León. Igualmente con esta iniciativa se quiere animar a que otras poblaciones zamoranas como Carbajales, Tábara o Puebla de Sanabria, enclaves donde también estuvo la Escuela de Cerámica, rindan homenaje a esta institución.

Tras la inauguración, la Banda de Toro actuará en el patio de las Escuelas para cerrar el descubrimiento de la placa.

No hay comentarios

Dejar respuesta