Rocían con repelente los arcenes de la N-631 para ahuyentar a los animales

2.800 accidentes con animales en las carreteras zamoranas desde 2017

FuenteVerónica Muriel

El subdelegado del Gobierno en Zamora, Ángel Blanco, ha dado a conocer los datos de los accidentes con animales en las carreteras zamoranas desde 2017, así como las medidas que se están llevando a cabo para paliarlos desde la propia Subdelegación.

Los accidentes en la provincia han disminuidos considerablemente desde 2017, cuando se produjeron 1.068 accidentes con animales, pasando a reducirse un 14% en 2018 con un total de 916 y en l que va de 2019 el número de accidentes con animales ha sido de 458.

Los accidentes con ciervos, corzos y jabalíes han disminuido, si bien han aumentado los accidentes con perros, pasando de 86 en 2017 a 103 en 2018 y 43 en lo que va de 2019.

En total, 2.800 accidentes desde 2017 con 23 víctimas, si bien no ha habido ningún fallecido, un herido de consideración y 29 heridos leves.

Las medidas

La N-631 es una de las carreteras de la provincia que más preocupan, por ello se han tomado medidas como el despeje de los laterales de la vía, la mejora de la señalización, la colocación de dos barreras olfativas y la reducción de la velocidad en algunos puntos.

Con estas medidas los accidentes han disminuido, pero el subdelegado del Gobierno ha señalado que desconoce si ha sido por las medidas en sí o por la colocación del vallado en la zona.

Por ello, en la actualidad ya han puesto en marcha un tratamiento que se realiza cada tres meses que consiste en regar los arcenes de la carretera con un líquido repelente, principalmente entre el kilómetro 24 y el 51, que es donde se concentran los accidentes y los animales.

Esta barrera olfativa, según ángel Blanco, ya ha dado buenos resultados en otras provincias de la geografía española.

No hay comentarios

Dejar respuesta