Satse pide potenciar el papel de las enfermeras en los pueblos rurales

El sindicato reclama esta situación tras el anuncio de la Gerencia Regional de Salud al plantear rutas de autobús para pacientes

FuenteEuropa Press
Una de las concentraciones de SATSE frente a las puertas de la Consejería de Sanidad.

El Sindicato de Enfermería en Castilla y León (Satse) reclama a la Consejería de Sanidad que se potencie el papel de las enfermeras y se aprovechen todas las competencias profesionales que pueden asumir para atender a la población de las zonas rurales de la Comunidad en que, como en la provincia de Zamora, la Consejería tiene dificultades para cubrir la asistencia sanitaria y son zonas grandes con población muy dispersa y envejecida.

El sindicato considera que Sacyl debe tener en cuenta que hay muchas funciones que puede asumir la enfermería, de acuerdo a sus competencias y formación, señala a través de un comunicado remitido a Europa Press.

Una reclamación que llega tras conocer que la Gerencia Regional de Salud se plantea establecer rutas de autobús para que los pacientes de la Zona Básica de Salud de Aliste puedan recibir asistencia, ya que faltan médicos, pero desplazándose los pacientes desde sus pueblos al Centro de Salud de Alcañices.

El sindicato afirma que es el momento de aumentar el número de enfermeras y enfermeros en los centros de atención primaria. «Es necesario que la Consejería de Sanidad potencie el trabajo de los enfermeros y permita a estos asumir nuevas competencias para las que están capacitados y ya se realizan en otros servicios de salud, para que estos pacientes no deban trasladarse fuera de sus pueblos para recibir asistencia», señala.

En este punto, Satse incide en que si se pone en marcha la prescripción enfermera en esta Comunidad, los habitantes de los pueblos, «muchos de ellos de avanzada edad», no tendrían que desplazarse en autobús hasta Alcañices simplemente porque necesitan una receta, una cura o simplemente información, formación y aprendizaje sobre determinadas técnicas de autocuidado o dudas sobre el manejo y administración de un determinado medicamento, o una cirugía menor.

Porque, además, el sindicato señala que hay que tener en cuenta el elevado grado de envejecimiento de la población de estas zonas rurales de Castilla y León, que muchos de estos pacientes son crónicos y con múltiples patológicas que requieren más cuidados de enfermería que atención médica.

«Este sindicato recuerda a la Consejería de Sanidad que no puede ser que un paciente enfermo, que en muchos casos tiene más de 90 años, se vea obligado a viajar en autobús para recibir asistencia y estar fuera de casa desde las 6.45, cuando coge un autobús, hasta las 16.00 horas, cuando puede regresar a su domicilio. Por no hablar de que esta medida implicará que un paciente que tenga una enfermedad contagiosa sin saberlo viaje en autobús con otras personas, con las consecuencias de salud que eso supone para la población», advierten.

Satse recuerda que ya pidió en el mes de marzo pasado a la Consejería de Sanidad que la zona de Aliste fuera declarada de difícil cobertura, pero la Consejería «no lo estimó oportuno», aunque sí estableció como zonas de «difícil cobertura» las Zonas de Sanabria y Alta Sanabria.

«Esta mala previsión de no declararla de difícil cobertura ha provocado este caos organizativo, que repercute directamente sobre los habitantes de la comarca de Aliste, y que de no solucionarse, quedara instaurado para tiempos venideros, no sólo en esta Zonas Básica, sino también en otras de Castilla y León», explican.

El sindicato denuncia que medidas como esta solo contribuyen a la despoblación del medio rural e insta al presidente de la Junta a tomar medidas para evitar que situaciones como estas se produzcan y al mismo se implanten medidas que eviten que la población abandone muchos de los pueblos de la Comunidad autónoma.

No hay comentarios