900.000€ para tres nuevos retenes de extinción de incendios en Zamora

En Puebla de Sanabria, Alcañices y Villardeciervos

FuenteRedacción
Imagen: : Twitter oficial BRIF Tabuyo de Monte

El Consejo de Gobierno ha aprobado esta mañana la contratación de siete retenes de maquinaria susceptible de movilización inmediata y el personal necesario para la extinción de incendios forestales en las provincias de León, Salamanca y Zamora, por un importe de 2.096.325 euros. Cada retén completo estará compuesto por buldózer, góndola, vehículo señalizador y el personal necesario, 2 personas y sus relevos.

Las localidades donde se ubicarán estos retenes, cuya contratación ha aprobado esta mañana el Consejo de Gobierno, son: en la provincia de León, Astorga, Ponferrada y León capital; El Maíllo, en Salamanca; y Puebla de Sanabria, Alcañices y Villardeciervos, en Zamora. Cada servicio de retén está formado por dos personas y sus relevos y la maquinaria compuesta por buldózer, góndola y vehículo señalizador. El importe de cada retén está presupuestado en 299.475 euros.

Los servicios contratados hasta el 30 de junio de 2022 se prestarán de la siguiente forma: durante la época de peligro alto de incendio, cada retén completo deberá estar de forma presencial en el lugar establecido durante 10 horas para salir inmediatamente cuando sean movilizados a un incendio. El resto del día permanecerán en situación de disponibilidad, localizables telefónicamente o por emisora, para salir hacia el incendio en un tiempo máximo de 30 minutos. Además, un buldócer y su conductor deberán estar disponibles telefónicamente 24 horas al día y constituirse en la nave de estacionamiento de la maquinaria en el plazo máximo de 30 minutos.

Fuera de esta época de peligro alto, el personal de cada retén estará localizable las 24 horas del día y en caso de aviso, el retén deberá constituirse en la nave de estacionamiento o punto acordado en un tiempo máximo de 30 minutos.

El contratista, por su parte, deberá suministrar a todos los trabajadores un equipo de protección individual (EPI) que estará compuesto, como mínimo, de: un mono o buzo, chaleco ignífugo de alta visibilidad, cogotera ignífuga, botas de extinción, casco de intervención en incendios forestales, gafas de protección ocular, mascarilla autofiltrante, cantimplora, guantes de protección, cinturón portaherramientas, buff o cubrecuellos ignífugo, frontal con luz y botiquín portátil de primeros auxilios. La empresa deberá disponer de una nave con los repuestos y elementos necesarios para un perfecto mantenimiento de la maquinaria y de un sistema de localización compatible con las aplicaciones de la Administración donde enviaran los eventos.

Por su parte, la Administración suministrará los equipos de radiocomunicación (emisoras móviles y emisoras portátiles) suficientes para que todos los elementos del retén estén en comunicación permanente entre sí y con el Centro Provincial de Mando. Los equipos serán devueltos una vez terminado del servicio.

La maquinaria empleada en cada retén, que deberá encontrarse en perfecto estado de uso, con todos los permisos y licencias en regla, constará de tractor de cadenas o buldózer, camión góndola y vehículo señalizador. Deberán ser fácilmente visibles e identificables desde el aire y desde tierra y deberán llevar en sitio visible su codificación, las siglas y el emblema de la Junta de Castilla y León.

No hay comentarios