El Ayuntamiento revertirá a rústicos 6 millones de metros de suelo

Son terrenos recalificados por el Plan de 2011 como urbanizables pero que siguen siendo de uso agrícola

El Ayuntamiento de Zamora ha iniciado el expediente de modificación del
Plan General de Ordenación Urbana para la reversión a rústicos de casi seis
millones de metros cuadrados de terrenos recalificados por el Plan de 2011 como
urbanizables pero que siguen siendo de uso agrícola, según ha informado hoy el
alcalde tras la reunión de la Junta de Gobierno Local.Se atiende de esta manera una petición formal de la Junta Agropecuaria

Local para la reversión en concreto de 11 sectores de suelo urbanizable situados en
el extrarradio de la ciudad, y se incorporan también los suelos afectados por el
Canal de San Frontis que ya fueron declarados rústicos por una sentencia del
Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León, y de los suelos calificados como
urbanizables en zona de Villagodio para la construcción del fallido Cylog.
Las consecuencias de aquella recalificación injustificada del PGOU supone
que los suelo calificados, a pesar de seguir cumpliendo una función agraria pagan
más IBI, el impuesto de transmisiones es más elevado y por eso son difíciles de
vender para sus propietarios y también se incrementa el impuesto de sucesiones en
el caso de las herencias de padres a hijos.
Ante esta situación la Junta Agropecuaria, en consonancia y con la
coordinación del propio Ayuntamiento, entregó el pasado mes de diciembre una
propuesta completa solicitando la reversión a rústico de esos sectores, que
suponen globalmente 3.066.000 metros cuadrados. El Equipo de Gobierno y los
técnicos han estudiado sector por sector para ver la posibilidad de reversión, según
manifestó el alcalde, y ya se ha iniciado la tramitación del expediente con el
objetivo de que pueda producirse la aprobación inicial de la modificación antes
de que concluya en mandato municipal. Además a esos once sectores se suman
también otros siete que fueron declarados rústicos en 2016 a instancias de la
Comunidad de Regantes de San Frontis, situados al sur del estadio Ruta de la Plata
y en las proximidades del Cementerio, que suman 1.206.500 metros cuadrados; y los
previstos para la construcción del polígono industrial y el Cylog de la Junta de
Castilla y León en Villagodio, que ya han sido totalmente descartados por el
Gobierno regional, que suman otros 1.700.000 metros cuadrados.
En consecuencia se trata de revertir a rústico seis millones de metros
cuadrados que “la ciudad no necesita para su desarrollo y que están ocasionando
enormes perjuicios a los propietarios”. La proporción de viviendas potenciales de
todos estos sectores, descontando naturalmente el suelo industrial, sería entre un
mínimo de 13.000 y un máximo de 23.000, según manifestó el alcalde.

Hay que tener en cuenta que el PGOU de 2011 dimensionaba una ciudad
para 175.000 habitantes y que proyectaba 40.000 viviendas más que el PGOU de
2001, lo que en su día fue considerado por la sociedad zamorana como “delirante”.
Guarido recordó además que los informes en su día de los técnicos municipales
fueron en contra y “por ello se recurrió a un funcionario/Gerente trasladado desde
Valladolid”. Los informes técnicos analizan ahora al detalle si dicha reversión es
posible comprobando uno a uno si tienen cargas, es decir, si en esos suelos se
desarrollan edificabilidades de sistemas generales imprescindibles para la ciudad; o
si sobre ellos recaen sistemas viarios de los que la ciudad no pueda prescindir.
Según informó el alcalde los suelos para los que la Junta Agropecuaria solicita
reversión no tienen en la mayoría de los casos sistemas generales externos. Los viales
adscritos a ellos se mantienen en general en los sectores del norte de la ciudad
para conectar el provisional paso de Las Llamas sobre el AVE con Cardenal
Cisneros. En cuanto a los sectores del sur (Carretera de Carrascal) su supresión
conlleva la supresión de viales por innecesarios. Y sólo hay alguna dificultad en los
sectores de la Carretera de Alcañices que se “intentarán solucionar”; por ello la
reversión a rústico de esos sectores no ofrece grandes dificultades.
En el caso de los suelos afectados por el Canal de San Frontis declarados
rústicos por sentencia judicial, tenían adscritos sistemas generales que no fueron
anulados por el TSJ como era lo congruente, “por lo que el Ayuntamiento tendrá
que decidir su supresión en algún caso o adscribirlos a otros sectores en otros
casos”, como es el caso de un Tanatorio previsto al sur del Cementerio o la
ampliación de la zona deportiva del Ruta de la Plata. Y por lo que respecta al
Polígono Industrial y CyLOG, fue la propia Junta la que renunció a su realización en
2013, por lo que se trata de poner sobre los planos la realidad de esa renuncia.
Una vez abierto el proceso por el Ayuntamiento el procedimiento a seguir será
la Aprobación Inicial del expediente de reversión de los terrenos de urbanizables a
rústicos por parte del pleno del Ayuntamiento de Zamora. La comunicación a todos
los organismos implicados para que emitan los correspondientes informes, como
Patrimonio, Confederación Hidrográfica del Duero, ADIF, Carreteras, Urbanismo de
la Junta, etc. La exposición pública de dos a tres meses para alegaciones, en su
caso. la Aprobación Provisional por el Pleno del Ayuntamiento. Y la Aprobación
Definitiva por parte de la Junta de Castilla y León “que tiene la última palabra”.
La Junta de Gobierno Local aprobó hoy tres licencias de primera ocupación
de viviendas en la calle Lobata nº 14, calle nuestra Señora de las Mercedes nº 59, y
calle Hermanos Pinzón nº 23; y una licencia para la legalización de derribo de un
inmueble en la calle San Gregorio nº 10. .

No hay comentarios