El Ayuntamiento acusado por Libera! de desentenderse de animales necesitados

Desde el servicio veterinario se excusan en que se está acabando el presupuesto para "ayudar animales" concedido por contrato a la clínica Huellas Vet Pet

FuenteEuropa Press
Perro del Centro Canino de Valladolid./ Europa Press

La asociación animalista Libera! ha acusado al Ayuntamiento de Valladolid de «pasar marrones éticos y económicos» a particulares sobre animales que son su responsabilidad, algo que ocurre, especialmente, durante los meses de verano «cuando más saturación hay en las casas de acogida de las protectoras y cuando más difíciles son las adopciones».

En concreto, Libera! ha señalado, a través de un comunicado remitido a Europa Press, que la coordinadora de Defensa Animal Palentina, Raquel Mínguez, ha denunciado la «sorprendente» llamada de la clínica Huellas Vet Pet –contratada por el Ayuntamiento– para que se hiciera cargo de un animal atropellado en Puente Duero, porque «no tenían dinero para realizarle una resonancia y su posterior operación».

Según denuncian los animalistas, esta es una práctica «habitual» del servicio veterinario, ya que hace unos meses la veterinaria de la perrera municipal les llamó para que se hicieran cargo de una gata paralítica de la que aún están pagando las facturas veterinarias, gata de la que se hicieron cargo para que no fuera ejecutada en la perrera, y que supone un «nuevo error» en el diagnóstico de la veterinaria, ya que no era paralítica sino que tenía problemas neurológicos.

Desde el servicio veterinario se excusan en que se está acabando el presupuesto para «ayudar animales» concedido por contrato a la clínica Huellas Vet Pet, ausencia de presupuesto que, según Libera!, permite eludir el código deontológico veterinario por parte de clínicas contratadas y funcionarios municipales y «pasar el marrón» de la ética y del gasto a particulares.

Asociaciones como Almanimal.Va y Vayahuellas, que también han sufrido esta situación, han lamentado la nula valoración de las protectoras por parte de la administración, mientras intentan cubrir todos los gastos con las «escasas» donaciones y casas de acogida.

En este sentido, Libera! ha incidido en el «miedo» de las protectoras a que no les dejen sacar animales si critican al servicio veterinario, servicio que «juega» con la empatía y la solidaridad de las asociaciones a la hora de salvar una vida «sea como sea» por lo que es necesario «incrementar exponencialmente el presupuesto» en protección animal si se quiere cumplir con la ordenanza, y articular mecanismos de control al servicio veterinario y a sus actuaciones «para que no vuelva a ser el corralito que fue».

Según Raquel Mínguez, las protectoras ya están «hartas» de que el Ayuntamiento piense que ellas están para ocuparse de lo que es su obligación, cuando además «nunca se han apartado para colaborar y ayudar a los animales», y pide que se cree una partida para protectoras «igual de importante que el problema generado por los abandonadores».

A juicio de los animalistas «es imposible cumplir el Sacrificio Cero proclamado por la ordenanza sin presupuesto acorde con el enorme problema del abandono, sin protocolos de colaboración real y transparente y con contratos a clínicas externas basados en el montante económico, más cuando hay veterinaria clínica en la perrera de Valladolid, el sueño de cualquier ciudad».

Libera! cree que no se está siendo «eficiente», dada la cifra «constante» de abandonos, y esperan poder ser recibidos por el concejal de Salud Pública y Seguridad Ciudadana, José Antonio Otero, al que han solicitado reunión «sin éxito» hace dos meses.

No hay comentarios

Dejar respuesta