La Virgen de los Pegotes, tradición y esencia reforzada en Nava

La localidad estrena este año el reconocimiento de Fiesta de Interés Turístico Nacional

FuenteIsaac Barrientos
Presentación de la Virgen de los Pegotes en la Diputación.

La Virgen de los Pegotes es marca de identidad de Nava del Rey, una de las tradiciones más arraigadas y significativas de la localidad que este año afronta su celebración reforzada gracias al reconocimiento como Fiesta de Interés Turístico Nacional. El alcalde, Guzmán Gómez, ha destacado en la presentación que «han sido cinco años de mucho trabajo para conseguir este reconocimiento, la noticia ha sido una sorpresa y una alegría en el municipio, por lo que la implicación aún es mayor que otros años».

Gómez ha incidido en que «la tradición no cambia nada, es una fiesta que tiene siglos de antiguedad y que se mantiene todo lo fielmente que podemos, el reconocimiento como Fiesta de Interés Turístico Nacional lo que hace es potenciar esa tradición y ser también una gran noticia para la provincia».

La Virgen de los Pegotes fue declarada de Interés Turístico Regional en el año 2008. Seguidamente, tras los cinco años que señala la normativa, en el año 2013 el Ayuntamiento inició los trabajos de documentación, recopilación, etc. para obtener la Declaración Nacional, contando para ello con el informe favorable de la Dirección General de Turismo de la Junta de Castilla y León, atendiendo a la antigüedad y originalidad de la celebración, así como a los valores culturales de la misma.

Novedad y actividades

La tradición se mantiene fiel a su esencia pero lo que sí cambia y crece son todas las actividades del programa que se celebran en Nava durante estos días a la sombra de la Virgen de los Pegotes. Como el Concurso Infantil de vivas, principal novedad de esta edición, «que pretende involucrar a los niños en la fiesta para que aprendan la tradición y crear así un vínculo importante porque serán en el futuro los que deberán mantener la Fiesta viva», ha indicado Gómez.

Un año más se celebrarán las jornadas gastronómicas, con un concurso de tapas elaboradas con castañas y vino rancio; al igual que el concurso de espontáneos, «con la elaboración de cócteles elaborados con vino rancio, que muy tradicional de estas fechas en Nava», ha añadido el alcalde.

Historia

Las primeras referencias a Nuestra Señora de la Concepción nos trasladan a mediados del siglo XVI, fecha en la que se construye la homónima ermita en el Pico Zarcero y donde poco después se asentará el convento de San Agustín. Posteriormente, tras abandonar la ermita los agustinos, el templo retomará el culto público a la Virgen bajo la advocación de Nuestra Señora de la Cuesta o del Pico Zarcero, aumentando su devoción durante el siglo XVII con numerosas rogativas para encomendar las cosechas a la voluntad mariana; devoción que culmina en el año 1745 cuando el Ayuntamiento le vota por Patrona y acuerda celebrar perpetuamente un novenario en su honor del 30 de noviembre al 8 de diciembre, descendiendo a la imagen hasta la parroquia en solemne procesión.

La leyenda cuenta que momentos antes de esta primera celebración se declaró una tormenta que obligó a retrasar la procesión e iluminar artificialmente el trayecto con hogueras y antorchas o pegotes, de donde surge el apelativo de Virgen de los Pegotes. El resultado fue tan vistoso que el fuego perdurará en las calles de Nava del Rey a lo largo de los siglos, de ayer a hoy.

No hay comentarios