Herrero reivindica la visión a largo plazo y la sinceridad en política

El portavoz socialista tiende la mano a Toma la Palabra para "cicatrizar heridas" y pide a los grupos no repetir "la crispación" de la pasada legislatura

FuenteIsaac Barrientos
El grupo socialista en el Ayuntamiento de Valladolid (Foto: Ayuntamiento de Valladolid)

«En estos tiempos marcados por la proliferación del cortoplacismo, el uso impune de la mentira y por el fomento interesado de la discordia entre iguales; reivindicamos la visión a largo plazo», así ha comenzado su discurso el portavoz del PSOE, Pedro Herrero, que ha recordado que el partido al que representa, el PSOE, «tiene 140 años de historia y hace 108 años se sentó nuestro primer concejal en este ayuntamiento».

En la toma de posesión, Herrero también ha recordado a los alcaldes socialistas que antecedieron a Puente, «Federico Landrove Moiño, Antonio García Quintana (condenado en este mismo salón de plenos a morir fusilado) y nuestro especialmente añorado Tomás Rodríguez Bolaños».

«No somos una formación una formación política novel, ni de paso, ni al albur de modas ni oportunismos; aquí permanecemos las y los socialistas, defendiendo la misma noble causa de siempre, la justicia social y que las instituciones son el instrumento más eficaz para combatirla».

El portavoz socialista ha reivindicado también como clave de acción de su grupo «la sinceridad» y ha explicado que «resulta escandalosa la paradoja de que decir la verdad a la ciudadanía, exponer lo que hay, sin aditivos, conservantes ni colorantes, haya pasado a concebirse como un riesgo político».

«El fariseísmo es inherente a la táctica de la crispación, cuyo único y clásico combustible es la hoy llamada posverdad, que no es sino el uso de la pura y dura mentira de toda la vida», ha apuntado Herrero y ha recordado que esa crispación «contaminó el clima político de esta casa durante el mandato que acabamos de dejar atrás y que no puede volver a repetirse bajo ningún concepto; han sido cuatro años aciagos, plagados de inéditas faltas de respeto e intolerables cuestionamientos».

Reconciliación

Tras la dura negociación del pacto de Gobierno con Toma la Palabra, Herrero ha mostrado su tono más amable para referirse a Manuel Saravia, María Sánchez y Alberto Bustos, «compañeros de fatigas» a los que ha apuntado «la técnica japonesa de Kintsugi, que consiste en reconstruir una pieza rota cubriendo las fracturas de sus trozos con polvo de oro, bien podrá inspirarnos para reparar nuestras cicatrices y mejorar el uso de lo que fuimos capacesd e modelar y poner al servicio de esta ciudad».

La último que ha esgrimido Herrero como clave es «hacer política para toda la ciudadanía, sin sectarismos, sin distinciones, no pensando sólo en quienes nos votan; porque solo asumiendo la naturaleza plural y diversa de nuestra sociedad podremos prestar al pueblo el verdadero servicio público que de nosotros se espera».

Puente desea un mandato con menos crispación para impulsar la ciudad

No hay comentarios