La CVE respalda la decisión de rechazar el soterramiento

La Confederación de Empresarios aboga por estudiar una depresión de las vías

FuenteEuropa Press
Una vía del tren. Imagen de archivo.

La presidenta de la Confederación Vallisoletana de Empresarios (CVE), Ángela de Miguel, ha explicado que en un documento que ha elaborado la patronal con propuestas para las elecciones municipales se reconoce que el rechazo a la obra del soterramiento hace dos años fue la decisión que se tenía que tomar en ese momento, pero en la actualidad abogan por estudiar una depresión de las vías de ferrocarril.

En declaraciones recogidas por Europa Press tras la rueda de prensa sobre los acuerdos del Diálogo Social en el Ayuntamiento, la presidenta de la patronal ha incidido en que entienden que “en aquel momento determinado se hizo lo que tenía que hacer para salvar una situación realmente complicada o de emergencia”, ya que la Sociedad Valladolid Alta Velocidad estaba a punto de entrar en concurso de acreedores.

Pero pasados estos dos años, ha añadido, consideran que ya no es la misma situación, por lo que creen que no se debe afrontar una actuación “que comprometa el futuro del soterramiento en Valladolid”, ante lo que “una de las opciones puede ser perfectamente la depresión de las vías”, lo que sería un paso intermedio entre el antiguo soterramiento del Plan Rogers y el modelo de integración que se incluye en el nuevo convenio de la SVAV.

En este sentido, el alcalde de la ciudad, que se encontraba junto a De Miguel cuando ha explicado esta posición de la CVE ha agradecido, en primer lugar, la “comprensión” con la postura del actual equipo de Gobierno, cuando hace dos años participó junto a Fomento y la Junta de Castilla y León en la decisión de desechar el soterramiento a cambio de que Adif y Renfe afrontaran el pago de la deuda de 400 millones de euros que tenía la SVAV.

“Una organización empresarial sabe las consecuencias que supone un concurso de acreedores en una entidad”, ha precisado el regidor.

En todo caso, Óscar Puente ha explicado que la opción de la depresión de las vías o el denominado túnel ‘en trinchera’ ya fue estudiada por Adif en el año 2016 como una de las alternativas al soterramiento íntegro y se concluyó que “técnicamente no es posible” si la estación se deja en superficie, por la presencia del río Esgueva a algo menos de dos kilómetros.

Además, ha reiterado que ese túnel ‘en trinchera’ también afectaría al paso subterráneo de la calle Labradores que, como ha recordado, es la principal vía de comunicación entre el barrio de Delicias y el centro de la ciudad.

No hay comentarios