playas fluviales

La Junta señaliza las zonas de baño de las playas fluviales de la provincia para garantizar la seguridad

En todos ellos se colocará la señalética.Para el diseño de esta señalización, la Consejería partirá del contenido de los Manuales de Buenas Prácticas elaborados por la Secretaría de Estado de Turismo, a través del Instituto para la Calidad Turística (ICTE) y que han sido avalados por el Ministerio de Sanidad.Los carteles para los establecimientos están debidamente plastificados por lo que se puede proceder a su limpieza y desinfección diaria sin problema y se pondrán exclusivamente en las zonas comunes por lo que se darán entre uno y tres carteles por establecimiento, dependiendo del tamaño de los mismos.Esta iniciativa se suma al conjunto de acciones que, a través de la Consejería de Cultura y Turismo, está aplicando la Junta de Castilla y León para facilitar la adaptación al periodo de desescalada y al final del estado de alarma.

Proponen que la Diputación convoque subvenciones para los pueblos que tengan playa fluvial y quieran acondicionar su espacio a la nueva normativa sanitaria

Pese a que la semana pasada la Diputación de Zamora ya reconocía que "no tiene capacidad" para ayudar a todos los ayuntamientos de la provincia en la apertura de playas, en base a la nueva normativa de la Junta de Castilla y León, Izquierda Unida insiste en que la institución provincial colabore en el acondicionamiento, seguridad y promoción de todas las playas fluviales como atractivo turístico.Tras la ayuda prestada por la Diputación al Ayuntamiento de Galende, para realizar una apertura segura del Lago de Sanabria, donde la institución ofrecía ocho operarios, para trabajar los siete días de la semana, además de la posibilidad de que el Ayuntamiento de Galende utilizara a los trabajadores del Plan Dipnamiza para el mismo fin y las brigadas de desbroce de la Diputación realizará sus tareas en el resto de zonas necesarias. IU plantea que la Diputación convoque una línea de subvenciones entre los ayuntamientos de la provincia, para acometer el mantenimiento de las obras y servicios necesarios para adecuar las playas fluviales a las medidas que requiere la prevención del COVID, y para la contratación del personal de seguridad y vigilancia que se necesite para el mismo fin.