El vallisoletano que lidera la vacuna española frente al COVID llama a Castilla y León y España a que inviertan más en investigación

El vallisoletano que lidera la vacuna española frente al COVID llama a Castilla y León y España a que inviertan más en investigación

Mariano Esteban lidera el desarrollo de una vacuna ‘made in spain’ con el reto de lograr una respuesta inmunitaria “más potente y duradera”
|

El virólogo Mariano Esteban, que nació hace 76 años en la localidad vallisoletana de Villalón de Campos, espera que Castilla y León y España salgan reforzados de la crisis provocada por la COVID, lo que requiere que se replanteen el modelo “a diez o 20 años” elevando la financiación del sistema de I+D+i. “De lo contrario, seríamos ciegos”, dijo en una entrevista a Radio Nacional de España.


Esteban, que lidera el equipo que está desarrollando una de las tres vacunas contra la COVID del CSIC, con el reto de lograr una respuesta inmunitaria “más potente y duradera”, sentencia que “estaríamos ciegos sino nos damos cuenta de que la ciencia es el motor que realmente hace que los países avancen y sean competitivos, su estructura del conocimiento y tecnológica”.


Este científico vallisoletano deseó que las autoridades se den cuenta de eso en medio de esta crisis y aumenten los recursos para la I+D+i y potencien el sistema sanitario, que “tiene muchas deficiencias”. Asimismo, apeló a elevar la capacidad productiva porque “debemos producir y no depender de los que viene de fuera”.


Mariano Esteban analizó para la emisora su trabajo y recalcó que “ha habido que montar toda la estructura en España para que podamos tener vacunas producidas made in spain”. El virólogo reconoció que su deseo es que la vacuna en la que trabaja pueda estar disponible a finales de este año y expuso que ya han demostrado su eficacia en animales, y están a la espera de un encuentro con la Agencia Española del Medicamento, para entregarles su dossier clínico, y conseguir los permisos necesarios para iniciar la fase clínica.


En este sentido, explicó que ya están en producción de dos lotes clínicos y su deseo es poder empezar el primavera la primera de las tres fases con humanos. Aseveró que cuentan ya con varios hospitales con los que poder participar y empezar con la fase clínica uno, con un número de voluntarios para demostrar que la vacuna es segura y que produce las respuestas inmunes deseadas, y seguir avanzando en las demás fases clínicas.


Mariano Esteban puso de relieve que su vacuna se basa en la de la viruela, que fue una de las enfermedades más mortíferas de la humanidad, y “se logró erradicar con un programa de vacunación masiva en todo el globo”. Al respecto, precisó que emplean “básicamente una variante de esa vacuna” a la que han insertado genes del coronavirus.


Una vez que se inyecta en el organismo, dio, produce una proteína del coronavirus, y ésta activa los “brazos del sistema inmune”, produce anticuerpos y activa los linfocitos T encargados de reconocer y destruir la célula infectada. Mariano Esteban destacó que “este tipo de aproximación es muy potente en respuesta inmune y esperamos que sean mas duraderas y prolongadas en el tiempo que otras vacunas”. Asimismo, explicó que están trabajando para que la vacuna “pueda abordar las distintas variantes que están surgiendo en distintos países” y defendió que todas vacunas que van saliendo “se complementan unas con otras” y pemriten reforzar cada vez más el sistema inmunitario global.


Para finalizar, defendió que es “importante que toda la gente esté inmunizada” y ahora que hay vacunas disponibles, que “lleguen al mayor número de personas” si se pretende llegar a ese 70 por ciento de la población. No obstante, asumió que “aunque tenemos prisa para vacunar con rapidez” la capacidad de producción es limitada y además las farmacéuticas negocian con muchos países, por lo que “es difícil que nos lleguen a todos”. “Esperemos que las autoridades presionen a nivel europeo para que tengamos más cobertura de vacunación”, concluyó.