El sindicato USO denuncia "falta de personal, espacios y material higiénico" en el inicio de curso

El sindicato USO denuncia "falta de personal, espacios y material higiénico" en el inicio de curso

|

La Federación de Enseñanza del sindicato USO (FEUSO) ha denunciado que el nuevo curso escolar ha comenzado con "falta de personal, falta de espacios y de material higiénico y sanitario junto a problemas organizativos de todo tipo" y pide reducir al máximo el número de alumnos por aula, adaptar el contenido del currículo a la situación por la pandemia del Covid-19 e incrementar las plantillas de profesores.


"Todos deseamos una apertura de los centros educativos y, sobre todo, que se haga con normalidad y tranquilidad. Sin embargo, los datos que facilitan las Administraciones semana tras semana indican un agravamiento paulatino de la pandemia y, como consecuencia, crece la inseguridad social ante los posibles contagios", precisa FEUSO en un comunicado.


Esta situación, según precisa, afecta aún más a la comunidad educativa dada la naturaleza de su actividad: "trabajo con grandes grupos de niños y adolescentes, en pequeños espacios cerrados (aulas) y durante periodos prolongados de tiempo".


Desde el sindicato acusan a las administraciones de "mentir" para conservar "su imagen pública" y les piden que, al igual que profesores y familias están teniendo que cumplimentar en muchos casos declaraciones responsables para volver al colegio, ellas también firmen una "garantizando al 100% la seguridad" en los centros educativos sostenidos con fondos públicos.


También hacen hincapié en que "ha recaído en el profesorado el esfuerzo organizativo principal, adecuando las instalaciones y los medios disponibles según la capacidad de cada uno de los centros y con grandes dosis de buena voluntad".


"Hemos visto como la cadena de disposiciones políticas ha ido trasladando el peso de las decisiones desde el Gobierno del Estado a las Comunidades Autónomas y éstas hacia los centros. Todo el mundo parece escurrir el bulto y pasarse la patata caliente", ha criticado USO.


Además, dice no comprender "por qué son peligrosas en este momento las reuniones de más de 10 de personas, pero no las de varias decenas de alumnos todos los días en un aula".


Por todo ello, el sindicato pide, entre otras medidas: reducir el número de alumnos por aula el máximo posible, con tiempos de clase acomodados a dos periodos no superiores a 40 minutos; llevar a cabo cuanto antes una adaptación curricular excepcional; incrementar las plantillas; incluir personal de enfermería en los centros; o realizar test periódicamente a todo el personal.


También propone afrontar la educación semipresencial y online aportando los medios humanos y técnicos necesarios y pide que se respete el marco laboral vigente en la programación de la jornada docente en su totalidad, especialmente, en el caso de la formación online.