Una imagen que no solo hiela la conciencia

Una imagen que no solo hiela la conciencia

|

La imagen de la semana, del mes diría yo, (es lo que dura la campaña publicitaria de Patria la película sobre la novela de Fernando Aramburu) imagen del cartel controvertida, hiriente, relativavista, falsa por equidistante, una imagen que vuelve a abrir (si alguna vez se ha dejado cerrar) la cicatriz de una herida que, para empezar, no está bien desinfectada.


Aunque puede que la imagen publicitaria de HBO de la película sobre la novela Patria de Aramburu no sea ejemplo de lo que yo venía diciendo  en el 2017, algunos actos del nacionalismo vasco en general pues que si lo sean de la escenificación de la disolución de ETA en la sociedad, no de su desaparición, es que además, (y esto es lo asquerosamente criticable) se está intentado diluir con el dolor de las víctimas. Ya saben “todos fueron víctimas de todos” Pero para el nacionalismo vasco unos lo fueron más que otros.


HBO, sin saberlo o sí, juega a eso, a relativizar el dolor del terrorismo etarra, poner el dolor puntual de alguien que haya sufrido algún acto ilegal y que, viviendo en un estado de derecho, sí pudo y puede reclamar un reparo, poner ese dolor al mismo nivel con el asesinato de víctimas inocentes, es miserable, rastrero, ruin, nauseabundo y si rezuma todo ello una estrategia publicitaria con fines comerciales -que creo es lo que es- aún es más repugnante


Y HBO ahonda más en la ignominiosa herida dejada por ETA con un tráiler de una supuesta madre de un etarra llorando por las posibles torturas, por la dispersión de los presos, (como si hubiesen sido  los únicos dispersados, la dispersión de presos era un herramienta utilizada como medida de control a presos comunes peligrosos y etarras  y los de ETA eran una cosa y la otra)…….por el dolor infringido a su pueblo. ¡Basta ya!


En esta historia de terror solo unos lo producían, solo unos mataban, asesinaban, secuestraban, intimidaban, solo unos.


Me pueden decir que reparo han podido tener las víctimas, si incluso, hasta asesinado, una vez matado y enterrado no les dejaban descansar en paz.


Miguel Ángel Blanco se convirtió en un símbolo de tal calibre que, por primera vez,  como el CID después de muerto, asesinado en este caso,  puso a ETA, a sus enemigos  en apuros. No, no, ETA no podía permitir en el país vasco un mausoleo de aquel que los puso en entre dicho ante la sociedad vasca, principalmente. Debían extraerlo del recuerdo, de la memoria de la población del territorio bajo su influencia, pero no lo han podido hacer de la historia ¡por hora! Igual con muchas HBO puede que lo consigan, puede que esta no sea su intención sino, otra en todo caso criticable. Hoy Miguel Ángel Blanco y Garrido como apellido materno porque -Miguel Ángel también tenía madre- descansa en un cementerio gallego. “La memoria de un personaje público estará siempre presente hasta que la misma ya no sea necesaria para la sociedad”. ETA entendió esto al momento y quiso forzar el olvido. Este podría ser un ejemplo del por qué la imagen del cartel de Patria es inadecuado pero hay muchos más

Para aquellos que estando frente a la imagen controvertida y no encuentran justificación ante tanta crítica; deslíguese de cualquier ideología y analícela de nuevo de la siguiente forma:

Patria


A la izquierda un delito de lesa humanidad, un delito que no prescribe, un delito similar -por intenciones- al exterminio nazi, el holodomor de Stalin, los asesinatos por ideología, o religión ocurridos en ambos bandos -previo y después a la guerra civil-  los asesinatos de la dictadura rumana, argentina, chilena, no hay muchas diferencias entre ellas y los asesinatos de ETA, solo la bandera con las que intenta encubrirlos. Alguien duda que buscaban el mismo objetivo, la aniquilación de una población, de personas  con una lengua y cultura, una religión, una ideología que  todos los dictadores, que ETA consideraba diferentes, enemigos de su locura identitaria y fascista y nazi y comunista (todos los males van en el mismo paquete) y por qué no decirlo, tampoco tenían mucha diferencia con el régimen franquista.


A la derecha un delito común cometido por un particular bajo su única responsabilidad; torturas y vejaciones, y que la hubiese o no la hubiese, la utilizaba ETA como arma justificativa de su acción de terror o de desgaste de las FCSE. No olvidemos que en el manual del etarra Mikel San Sebastián requisado en un registro domiciliario se encontraban estos consejos: “no declarar y, una vez finalizada la declaración ante el juez,  había que interponer denuncia por torturas”


Afortunadamente una parte de la sociedad sigue teniendo en el recuerdo a las víctimas de ETA que en actos de agravio intencionado o no, como es la imagen de HBO que iguala delitos totalmente distintos hasta intentar equilibrarlos, sale a defenderlas y que han obligado a la compañía a cambiar la estrategia publicitaria de la película, o no.


¿Y sí sabiendo que se iba a crear tanta controversia, no era éste el mejor elemento publicitario? Así ha ocurrido en varias campañas; durante una semana se tiene una atención superior sobre un producto por contener en su publicidad un elemento discordante, controvertido, criticable, en definitiva, la ira del ciudadano puesta a disposición de la imagen del producto.


Reflejará esta imagen que aún hay 300 delitos sin respuesta y que, probablemente nunca se sabrá. No, ETA no ha muerto, se ha disuelto en la sociedad hasta contaminarla y dentro de ella sigue haciendo su terrorífica labor.