La Guardia Civil desaloja la macrofiesta ilegal en Vime de Sanabria

La Guardia Civil desaloja la macrofiesta ilegal en Vime de Sanabria

|

Tras casi 48 horas de fiesta ininterrumpidas, la Guardia Civil de Zamora está procediendo al desalojo de la macrofiesta ilegal iniciada el pasado viernes, en la localidad de Vime de Sanabria. La Subdelegación del Gobierno en Zamora ha informado de que en estos momentos los jóvenes congregados están abandonando el lugar, en el que quedaban una veintena de personas.


Tras una fiesta descontrolada desde el pasado viernes noche, al fin, la Guardia Civil conseguía la pertinente orden judicial para proceder al desalojo de una finca ubicada en el paraje el Gargallón, donde unos 150 jóvenes han permanecido de fiesta, sin seguir ninguna norma de seguridad. El subdelegado del Gobierno en Zamora, Ángel Blanco ha indicado que este desalojo se está produciendo de forma "pacífica" y de encontrar resistencia por parte de alguno de los presentes "podrían ser acusados de un delito de desobediencia".


Tras la llamada alertante de los vecinos e incluso su enfrentamiento con alguno de los jóvenes, las Guardia Civil acudía al lugar para controlar los accesos al municipio, a la espera de la orden judicial para desalojar, que finalmente llega hoy, domingo, a última hora de la tarde. El resto del tiempo, los agentes han multado a varios jóvenes por la tenencia de sustancias estupefacientes y por no usar la mascarilla en la vía pública.


[LEER MÁS: Descontrol en Sanabria: 24 horas de una multitudinaria fiesta ilegal]


Según ha podido saber Noticiascyl Zamora, todo comenzaba cuando un joven que veranea en la localidad invitaba a unos amigos a dicha finca privada el pasado viernes. Una convocatoria que pronto corría como ma espuma por las redes sociales. Todo ello en en terreno que, al parecer, no es ni de su titularidad, sino de una vecina del pueblo. Poco a poco esa primera reunión terminaba por convertirse en una macrofiesta ilegal donde, no se cumplían ninguna de las medidas sanitarias interpuestas por la Junta de Castilla y León. 


Una fiesta completamente fuera de control, con equipo de música y más de un centenar de jóvenes llegados desde otros puntos de Castilla y León, Asturias y Madrid, que tiene más que preocupados a los vecinos de la zona, que han visto impotentes como decenas de vehículos iban llegando a la localidad para correrse una fiesta en una finca del monte de su municipio, con un centenar de participantes.


De hecho, era la Junta de Castilla y León, tras los informes presentados por la Guardia Civil de Zamora, la que solicitaba la suspensión de la actividad y pedía a la jueza de Puebla de Sanabria que ratificara el desalojo, en basr a la Ley 10/2010 de Salud Pública de Castilla y León y el Decreto Ley 7/2020 por el que se establece el régimen sancionador específico por el incumplimiento de las medidas de prevención y contención sanitaria para afrontar la crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19 en la Comunidad, cuya disposición considera estos hechos como infracciones muy graves y permite la adopción de medidas cautelares como la adoptada en este caso.