La Fundación Instituto Castellano y Leonés de la Lengua, que dirige Gonzalo Santonja, prepara varios proyectos de investigación y nuevas publicaciones
El directo del Instituto de la Lengua, Gonzalo Santonja

La Fundación Instituto Castellano y Leonés de la Lengua, que dirige Gonzalo Santonja, prepara varios proyectos de investigación y nuevas publicaciones

Destacan Las Glosas Silenses, El Tratado de Cabreros (1206), El Fuero de Brañosera y El Cartulario de San Pedro de Montes
|

Estudio crítico, edición facsímil y versión castellana del Penitencial. Las ‘Glosas Silenses’ han sido objeto de estudio y análisis por parte del Instituto Castellano y Leonés de la Lengua, en reuniones de trabajo y congresos. Esta publicación parte del establecimiento de una transcripción paleográfica sumamente exigente, rigurosa y depurada, sometida a un proceso de revisión que solo se da por cerrado al cabo de años, y a partir de la cual intervienen lexicógrafos, latinistas e historiadores y otros especialistas. De ahí que esta edición presente novedades, lo cual, tratándose de un texto tanto y tan bien trabajado, supone un paso adelante notable en el estudio del período de los orígenes del español.


TRATADO DE CABREROS (1206)


Tratado de paz entre Alfonso VIII de Castilla y Alfonso IX de León por el que se regulariza la situación económica de la ex Reina doña Berenguela, hija de Alfonso VIII y ex esposa de Alfonso IX de León, tras la obligada disolución del matrimonio a instancias pertinaces de la Santa Sede por ser Alfonso IX tío segundo de doña Berenguela. En segundo lugar se reconoció al infante Fernando, hijo de ambos, como legítimo sucesor de su padre en el trono de León, en detrimento de su hermanastro llamado también Fernando, nacido del anterior matrimonio de Alfonso IX con la infanta Teresa de Portugal (luego santa).


En la actualidad se conservan dos ejemplares del Tratado. Un original en el Archivo de la Catedral de León, nº 27, (430 × 490 mm), escrito por el notario Pedro Pérez, que acabó siendo canciller del rey de León y obispo de Salamanca. Es el ejemplar que se quedó el rey de León. El del rey de Castilla se ha perdido, pero queda una copia coetánea que Alfonso VIII envió a su sobrino y amigo Pedro II de Aragón para su conocimiento de lo acordado. Se guarda en el Archivo de la Corona de Aragón, Cancillería, Pergamins, Pere I, nº 227, carpeta 61.


FUERO DE BRAÑOSERA


Edición crítica del ‘Fuero de Brañosera’, documento considerado la primera ‘carta puebla’ de España. El Fuero conserva lo esencial del primigenio que otorgaron Munio y Argilo en 824, el cual se fue modificando en el proceso de las copias que de él se hicieron, en particular con motivo de las tres suscripciones confirmativas de los condes de Castilla. Se trata de uno de los escasos, más antiguos y completos testimonios sobre la repoblación castellana altomedieval y, más importante aún si cabe, sobre el origen de la organización municipal española actual.


CARTULARIO DE SAN PEDRO DE MONTES


La edición del Tumbo Viejo de San Pedro de Montes en 1972 por Augusto Quintana, puso de relieve el interés e importancia de este cartulario para la comunidad científica. A pesar de su interés, apenas existen estudios acerca de su contenido y realidad codicológica. Únicamente el estudio de Celestino Domínguez nos aproxima a su realidad morfosintáctica, en la que demanda una edición respetuosa con el texto original para su aprovechamiento filológico.


Es indudable su valor como depósito documental al ser el único testimonio documental existente del desaparecido archivo monástico. Sus más de 400 documentos han sido fuente de estudio de historiadores y filólogos. Sin embargo, el contenido de sus folios va más allá de su valor documental. La edición de los documentos apuesta por el orden original de presentación del cartulario, en virtud del respeto a la unidad o a la materialidad del objeto. Para facilitar la consulta se incluye en la edición una relación documental por orden cronológico.