Valladolid no renuncia a sus fiestas y esperará al 14 de agosto para decidir sobre su celebración

Valladolid no renuncia a sus fiestas y esperará al 14 de agosto para decidir sobre su celebración

El alcalde asegura que el anuncio de la Junta de Castilla y León de suspender todas las fiestas “nos parece equivocado y extemporáneo"
|

El alcalde de Valladolid, Óscar Puente, ha comparecido en la mañana de este lunes para valorar las medidas contenidas en el Plan de Prevención y Control frente a la COVID-19, aprobado en Consejo de Gobierno el viernes, entre ellas, la suspensión de todas las fiestas de Castilla y León.


Crítico con esta decisión, el alcalde ha señalado que el Ayuntamiento de Valladolid “no tiene intención de celebrar las fiestas porque sí. Tiene como primer elemento a la hora de tomar decisiones la salud de la ciudadanía. Somos los primeros interesados en preservar la salud de los vallisoletanos”.


Puente ha puesto como ejemplo la cancelación de San Juan, en la que se restringirá el acceso a la Playa de Las Moreras en la noche de este martes, asegurando que “no hace falta que nadie la prohíba, somos conscientes de que no podemos celebrarlo”.


Es por ello que el regidor ha aseverado que el anuncio de la Junta de Castilla y León de que quedan suspendidas todas las fiestas patronales, “nos parece equivocado y extemporáneo, no sabemos en qué situación vamos a estar en septiembre, octubre, noviembre…”, añadiendo que “se toma la decisión sin saber las circunstancias de cada momento”.


Puente ha avanzado que “si esto es una recomendación, el Ayuntamiento de Valladolid tomará sus decisiones”, y que se esperará para tomar la decisión de mantener o no las fiestas de la Virgen de San Lorenzo. “Nos damos de tiempo hasta el 14 de agosto para una decisión definitiva, ninguna que perjudique a la ciudadanía”, al tiempo que ha asegurado que, en caso de celebración, se tomarán las medidas de seguridad oportunas, optando por el formato más adecuado.


El alcalde ha señalado también su intención de mantener un diálogo con la institución regional porque el decreto que presentó el viernes el vicepresidente y portavoz de la Junta de Castilla y León, Francisco Igea, sí que abría la posibilidad a la celebración de actividades relacionadas con las Ferias y Fiestas de la Virgen de San Lorenzo, como son los festejos taurinos en la plaza a las ferias con los carruseles. "Con diálogo, imaginación y esfuerzo podemos llegar a la conclusión de hacer conciertos, quizás con menor formato, o los fuegos artificiales", ha apuntado.


Puente, muy crítico. “Morante sí pero Alejandro Sanz, no”


El primer edil se ha mostrado muy crítico con el decreto de la Junta apuntando que se han seguido criterios “ideológicos” más que “sanitarios” poniendo como ejemplo el de que en los teatros, circos o auditorios no se puedan celebrar eventos con más de 500 personas si son cerrados o 1.000 si son al aire libre mientras que en las plazas de toros, si bien se establece una limitación de aforo no se da un número máximo de público asistente.


Ha afirmado que le parece bien que las plazas de toros puedan organizar corridas o se puedan abrir atracciones de feria pero ha calificado de “incoherencia” el hecho de que en la ciudad se pueda “meter a 7.900 espectadores” en la Plaza de Toros para ver “con mascarilla” a Morante pero no se permita celebrar un concierto de Alejandro Sanz con “distanciamiento y mascarilla”.


 “No tiene sentido tomar la decision ahora. La nuestra es esperar al 14 de agosto para la celebrarcion o no de las fiestas y para decidir el formato que puedan tener”, ha añadido el primer edil del Consistorio vallisoletano.


Planes alternativos y “salvar el año” a la hostelería


“Me gustaría dar valor al Grupo de Trabajo y a la labor que se está realizando en él. Estamos trabajando y elaborando planes alternativos. Trabajamos en las hipótesis de desde la suspensión a una celebración ordinaria”, ha asegurado, en consonancia con Óscar Puente, la concejala de Cultura y Turismo del Ayuntamiento de Valladolid, Ana Redondo.


El alcalde ha añadido que “las fiestas no son una celebración sino un motor económico y la hostelería de Valladolid dice que si se salvan las fiestas se puede salvar el año. ¿Van renunciar a salvar el año porque no se haya podido salvar en Burgos?”, se ha preguntado Puente.


“Tenemos que valorar el esfuerzo del Grupo de Trabajo para mantener el tejido cultural, hostelero y demás que tanto han sufrido en la crisis”, ha añadido Redondo, acompañando a las declaraciones de Puente indicando el grave prejuicio económico que ocasionaría la no celebración de las Ferias y Fiestas de la Virgen de San Lorenzo.


   Valladolid podría quedarse sin Ferias y Fiestas de la Virgen de San Lorenzo este año
   Suspendidas todas las fiestas de Castilla y León