Los investigadores asumen que Madeleine McCann está muerta

Los investigadores asumen que Madeleine McCann está muerta

|

La Fiscalía de la ciudad de Braunschweig (Alemania), que investiga a un preso condenado por abuso de menores por su presunta relación con la desaparición de Madeleine McCann en el sur de Portugal en 2007, pocos días antes de su cuarto cumpleaños, ha asumido que la pequeña está muerta.


El nuevo sospechoso, identificado en los medios alemanes como Christian B., de 43 años, es un delincuente sexual con múltiples condenas, entre ellas por abuso sexual de niños, según la Oficina Federal de la Policía Criminal (BKA) de Alemania. Los investigadores sospechan que estaba en la zona del Algarve cuando desapareció la niña.


"Asumimos que la niña está muerta", ha dicho este jueves un miembro de la Fiscalía de Braunschweig, Hans Christian Wolters, que ha descrito al sospechoso como "un depredador sexual que ya ha sido condenado por delitos contra niñas" y que cumple en la actualidad "una larga condena", sin entrar en más detalles.


La Policía Metropolitana de Reino Unido, que colabora con las autoridades portuguesas y alemanas en las pesquisas, ha aclarado que por ahora sigue enmarcando este caso dentro de la categoría de "personas desaparecidas", ya que no tiene "pruebas definitivas" sobre el posible fallecimiento de Madeleine.


El portavoz de la familia McCann, Clarence Mitchell, ha afirmado en declaraciones a la BBC que esta nueva línea de investigación "puede ser muy significativa", habida cuenta de que no recuerda ninguna sospecha tan concreta sobre una persona en los últimos trece años.


La Policía ha difundido imágenes de una casa en Portugal y de dos vehículos con los que el ahora sospechoso estaría vinculado. De uno de estos coches, un Jaguar, se deshizo un día después de la fecha de la desaparición de la niña en Praia da Luz, el 3 de mayo de 2007.



   Madeleine McCann | Un ciudadano alemán, nuevo sospechoso de su desaparición 13 años después