La Subdelegación del Gobierno de Zamora es consciente de la dimensión económica del problema de las fronteras
El subdelegado del Gobierno en Zamora, Ángel Blanco

La Subdelegación del Gobierno de Zamora es consciente de la dimensión económica del problema de las fronteras

Las Cámaras portuguesas de Miranda do Douro y Mogadouro buscan crear un corredor para trabajadores transfronterizos y mercancías, primando siempre el interés sanitario y la concienciación a un nuevo tiempo
|

Los presidentes de Cámaras Municiales de Trás-os-Montes, concretamente de Miranda do Douro y Mogadouro, exigen al Gobierno -tanto de Portugal como de España- la apertura parcial de las fronteras con Castilla y León. Principalmente teniendo como premisas tres niveles, que enumera el presidente de Miranda do Douro, Artur Nunes, "el primero el sanitario, el segundo los trabajadores transfronterizos y el tercero, el tránsito de mercancías". "Es muy importante para la subsistencia de la población de ambos lados de la raya que se instalen esas medidas".


A raíz de esta petición, Noticiascyl se puso en contacto con la Delegación del Gobierno en Castilla y León para interesarse por este asunto. Como las dos principales fronteras afectadas pertenecen a la provincia de Zamora, fue desviado a la Subdelegación del Gobierno en Zamora que, según sus palabras, “ya era consciente del problema”, que atañe a los pasos fronterizos de Miranda do Douro/Torregamones y Bemposta/Fermoselle.


La Subdelegación del Gobierno, en cuanto a la apertura parcial de los dos pasos fronterizos, asegura que “cuando el Gobierno de Portugal plantee esta petición, desde la Subdelegación tramitarán al Ministerio de Interior este asunto para su solución”. En cuanto que la Subdelegación del Gobierno “no tiene autoridad para tomar una decisión al respecto”, pero, explica, “es sensible con la problemática que presenta este cierre de fronteras para algunos ciudadanos de un lado y otro de la frontera”, por lo que, repite, “que el Gobierno portugués nos plantee esa apertura para tramitarla lo antes posible”.


Desde esta perspectiva, aseguran desde la Subdelegación zamorana que "son conscientes del problema económico, y personal, que conlleva este cierre de fronteras", por lo que se mantiene en contacto con empresarios y administraciones de ambos lados de la raya.


Además, la Subdelegación del Gobierno afirma que también ha estado en contacto con alcaldes, como el de Fermoselle, José Pilo Vicente, para “dar soluciones a los problemas más acuciantes”, como fue dar una solución desde el propio Ayuntamiento ofreciendo una vivienda a una trabajadora que vive en Bemposta para evitar que tuviera que realizar un desplazamiento de cerca de 400 kilómetros entre ida y vuelta.



Como también se solucionó algún otro problema de tránsito en Rionor dadas las características especiales de los dos municipios partidos por un puente, Rio de Onor y Rionor. Con lo que se autorizó el paso de algunas personas a horas determinadas.


Todas las administraciones consultadas por Noticiascyl, aún sin afirmarlo con rotundidad, sí esperan que las fronteras terrestres entre España y Portugal, en regiones con idénticas similitudes epidemiológicas, puedan reabrir en un par de semanas, independientemente de lo que decidan los gobiernos y la Unión Europea, y antes de ese 1 de julio de apertura total.