CSIF recomienda a empresas y administraciones tener protocolos preventivos ante la "inminente" vuelta al trabajo

CSIF recomienda a empresas y administraciones tener protocolos preventivos ante la "inminente" vuelta al trabajo

|

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) recomienda a empresas y administraciones tener listos los protocolos preventivos, para la "inminente" vuelta al trabajo tras este periodo de confinamiento por el COVID-19.


Aunque considera que hay todavía un "riesgo importante" de contagio, es necesario tener previstas todas las medidas preventivas necesarias para que la vuelta a la actividad productiva o de atención presencial al público se haga en las debidas condiciones de seguridad para los trabajadores, señala a través de un comunicado remitido a Europa Press.


Si bien hay unas normas generales establecidas por el Gobierno, se debe hacer la adaptación necesaria específica a cada administración o empresa, para que el nivel de protección de los trabajadores sea el más alto posible, añade CSIF.


Estos protocolos deberán consensuarse con los representantes de los trabajadores y darse a conocer, para que, cuando se decida la incorporación, se tenga conocimiento de ellos. "Sabemos que hay empresas que no han empezado a preparar la vuelta, porque pretenden trabajar de la misma forma que hacían antes. Hay que ser previsores, y para eso es necesario ponerse desde ya a la tarea", señala CSIF.


CSIF Valladolid exige que el teletrabajo se implante como método de trabajo habitual, y solo sea presencial para aquellos trabajos en que la presencia física sea indispensable, como puede ser la producción o la atención directa a usuarios o clientes. Para estos casos, se recomienda aumentar la distancia física entre los trabajadores hasta los dos metros, y usar guantes y mascarilla o pantalla protectora, según la actividad.


El protocolo debería incluir recomendaciones para el desplazamiento hasta el lugar de trabajo, y es necesaria la formación sobre el uso de guantes y mascarillas, y medidas preventivas en las zonas de trabajo y comunes. "No se deberán compartir teléfonos, ordenadores y otros elementos, y tener en cuenta que -en muchos casos- las formas habituales de trabajo deberán cambiar sustancialmente", añade.


Especial atención merecen los aseos, punto por el que pasan todos los trabajadores, en los que se recomienda que los dispensadores de jabón, grifos y descargadores de agua de urinarios sean automáticos, para evitar el contacto, indica CSIF.


Han sido ya varios ayuntamientos de la provincia los que han recurrido a CSIF para prepararse para la vuelta a la atención directa al público, siendo la colocación de mamparas transparentes y la distancia de seguridad algunas de las medidas básicas recomendadas, explican desde la central.


Además, se insiste en que tanto empresas como administraciones deben ser previsoras en implantar las medidas antes de la incorporación total, y hacer acopio de los equipos de protección individual (EPIS) adecuados y suficientes para los trabajadores.


"CSIF quiere remarcar que los equipos de protección individual que son de un solo uso no son reutilizables ni lavables. Aunque parezca obvio, su proceso de producción y homologación no prevén la reutilización y el lavado, lo que implica que, si se realiza esta mala práctica, el trabajador no estará protegido adecuadamente·, concluyen.