El Gobierno endurece las medidas: los trabajadores de actividades no esenciales se quedarán en casa dos semanas

El Gobierno endurece las medidas: los trabajadores de actividades no esenciales se quedarán en casa dos semanas

|

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en la comparecencia de este sábado desde Moncloa, ha anunciado que todos los trabajadores de actividades no esenciales se tendrán que quedar en casa las próximas dos semanas.


Sánchez ha explicado que esta medida se aplica tras observar que la reducción de la movilidad es mucho más acusada los fines de semana pretendiendo extender esa reducción al resto de la semana y evitar así una mayor propagación del virus.


La medida será aprobada en un Consejo de Ministros Extraordinario que se celebrará mañana y todos los trabajadores de servicios no esenciales tendrán un permiso restribuido recuperable, recibiendo su salario íntegro. En concreto, esta medida se aplicará entre el lunes 30 de marzo y hasta el 9 de abril, ambos incluidos.


En cuanto a los servicios que son o no esenciales, Pedro Sánchez de momento no ha especificado de forma detallada, si bien ya ha informado de que "la idea es que un trabajador que trabaja en una obra, a partir del 30 de marzo no lo hará y podrá tener ese permiso retribuido. En cambio, un enfermero sí lo hará", así como que los medios de comunicación no se verán afectados por la decisión del Gobierno de limitar los movimientos de los trabajadores no esenciales, porque son "sin duda alguna un servicio esencial".


Lo que sí ha quedado claro es que actividades como la producción agrícola o el abastecimiento de productos alimentarios o farmacéuticos, así como toda la sanidad, continuarán con su labor ordinaria como hasta ahora.


Además, el presidente del Gobierno ha subrayado que la medida se adopta ahora porque "la sociedad está preparada para asumirla y ejercerla en primera persona", a pesar de tratarse de medidas "tan duras y contundentes".