Este es el dispositivo de vialidad invernal de Ávila: 62 operarios, 12 quitanieves, tres retroexcavadoras y una pick-up
Máquina quitanieves. - DIPUTACIÓN DE ÁVILA

Este es el dispositivo de vialidad invernal de Ávila: 62 operarios, 12 quitanieves, tres retroexcavadoras y una pick-up

|

El dispositivo de vialidad invernal de la Diputación de Ávila, activado en la jornada del domingo, ha actuado durante este lunes en toda la red provincial de carreteras para hacer frente a la importante nevada caída sobre las comarcas abulenses.


De hecho, ha sido necesaria la colaboración de medios externos para dejar los accesos a las localidades abiertos y despejar todo lo posible las zonas más conflictivas, donde se han formado espesores más significativos.


De este modo, a los sesenta operarios del dispositivo y las 11 quitanieves y la pick-up, se han unido dos operarios más, un camión quitanieves y tres retroexcavadoras.


En los trabajos en la Zona II (centro, Valle del Tiétar y Barco-Piedrahíta) han participado seis quitanieves y las tres máquinas retroexcavadoras a lo largo de 610 kilómetros. Por su parte, en la Zona I (Sierra de Ávila y La Moraña) se ha actuado en 55 carreteras con cinco camiones quitanieves y 64 toneladas de sal a lo largo de 306 kilómetros de carreteras.


Al anochecer toda la red ha quedado abierta, a excepción del tramo de la AV-P-632, de Manjabálago a la AV-120 en Ortigosa. La localidad de Manjabálago, sin embargo, tiene salida por Gamonal a la AV-110.

A las 7.00 horas del miércoles, cuando se reactive el dispositivo, quedará despejado ese tramo. Asimismo, son necesarias las cadenas para circular por los accesos a las localidades de Diego Álvaro (AV-P-651), Martínez (AV-P-650), Narrillos del Rebollar (AV-P-654), Zapardiel de la Cañada (AV-P-649) y El Mirón (AV-P-653).


El presidente de la Diputación, Carlos García, ha agradecido "la encomiable labor y el magnífico trabajo que vienen desempeñando las personas que forman parte del operativo de vialidad invernal de la Diputación" y ha llamado a "evitar los desplazamientos, más en el estado de alarma en que nos encontramos. Si hay que hacerlos, extrememos las precauciones, tanto por la nieve que pueda seguir cayendo como por el hielo que se formen en la calzada debido a las bajas temperaturas nocturnas".