No habrá que ir a misa pero las iglesias no se cierran

No habrá que ir a misa pero las iglesias no se cierran

Se seguirá un protocolo para evitar contactos entre los fieles que acudan, aunque el obispo recomienda seguirla desde casa
|

El obispo de Salamanca, Carlos López, recomienda seguir las próximas eucaristías por la televisión y la radio. De hecho, según indica en un comunicado, se dispensa a los fieles de la obligación de participar en las misas. 


Pese a ello, las iglesias y las capillas destinadas al culto seguirán abiertas para la oración particular, aunque su acceso se limitará a un número de presonas igual al número de bancos existentes. Los que acudan, además, solo podrán sentarse en los extremos de los bancos para dejar una distancia de seguridad, mientras que cada dos bancos ocupados, deberá haber uno libre. 


Continúan diciendo que el rito del lavabo se deberá hacer de manera real con agua y jabón y el secado con toalla de papel de uso único. Por otro lado, como ya se había indicado anteriormente, se suprime el rito de la paz y el acercamiento para recibir la sagrada comunión se hará dejando en la fila los espacios de seguridad y saliendo por naves distintas para evitar el acercamiento entre quienes van y vuelven. La distribución de la sagrada comunión, por otro lado, se realizará en la mano.  


Por último, se suspenden las catequesis presenciales y las visitas a los mayores residentes en la Residencia Diocesana en lo que duren las recomendaciones y obligaciones.