Estudiantes de Psicología de la UEMC conocen su futuro profesional de la mano Cruz Roja

Estudiantes de Psicología de la UEMC conocen su futuro profesional de la mano Cruz Roja

Colaborarán en el servicio de teleasistencia y videoatención
|

Los estudiantes del Grado en Psicología de la Universidad Europea Miguel de Cervantes (UEMC) de Valladolid colaborarán en el servicio de teleasistencia y videoatención de Cruz Roja en Castilla y León y conocer así de cerca uno de sus futuros ámbitos profesionales con mayor índice de empleabilidad y adquirir competencias clave para una mejor inserción en el mercado laboral.


Gracias al convenio entre la UEMC y Cruz Roja Española en Castilla y León, rubricado por el secretario general de la Universidad, José A. Otero Parra, y el secretario autonómico de la institución humanitaria, Carlos Santos Romero, los estudiantes de Psicología tendrán la posibilidad de hacer Prácticas Académicas Externas en las instalaciones o emplazamientos donde ejerce su actividad Cruz Roja Española en la región.


Entre otras tareas, el alumnado podrá realizar agendas de seguimiento a personas usuarias del Servicio de Teleasistencia en Castilla y León, efectuar sesiones de estimulación cognitiva a personas usuarias del servicio de Videoatención en Castilla y León o atender a posibles indicios de 'burnout' --síndrome del quemado-- en personal operador en Centro de Operaciones Autonómico.


Asimismo, durante sus prácticas analizarán colectivos y podrán colaborar en propuestas de segmentación de personas usuarias atendidas en función de casuísticas detectadas, contribuir en los protocolos aplicados en la atención y plantear argumentarios para agendas de seguimiento segmentadas, han informado a Europa Press fuentes de la UEMC.


EXPECTATIVAS PROFESIONALES


Los cambios demográficos experimentados en España en las últimas décadas han traído consigo profundas transformaciones en la pirámide poblacional, observándose un claro envejecimiento de la población.

Uno de los posibles efectos de ello es el aumento de las personas con discapacidad, tanto física como cognitiva, ya que la edad es un factor determinante en la aparición de este fenómeno.


Además, Castilla y León se sitúa entre las cuatro comunidades autónomas españolas dentro del ranking de las 20 regiones más sobre envejecidas de la Europa de los 27.


Por otro lado, y de forma paralela al progresivo envejecimiento poblacional, se observa cómo los cuidados de larga duración para las personas en situación de dependencia constituyen una importante carga para el paciente y para su familia, por lo que es preciso reforzar las redes informales de apoyo que den respuesta a estas necesidades.


Es en este punto en el que las nuevas tecnologías juegan un papel importante, pues disminuyen el número de visitas a los centros de salud y hospitales, mejoran la atención de personas que sufren deterioro físico y/o cognitivo leve o moderado facilitando una mayor estancia en su hogar, reduce el número de hospitalizaciones, etcétera.


A través de los servicios de teleasistencia, telemonitorización socio sanitaria y tele-estimulación cognitiva se está consiguiendo retrasar la incursión en situaciones de dependencia y promocionar la autonomía personal de estas personas. Se trata, pues, de un segmento de mercado laboral con unas excepcionales expectativas profesionales.