Isabel Blanco pide que el reparto del fondo social del IRPF "se incremente de manera proporcional"

Isabel Blanco pide que el reparto del fondo social del IRPF "se incremente de manera proporcional"

La consejera zamorana ha explicado que Castilla y León recibe 20 millones de euros de este fondo social y ha insistido en pedir que "se aumente la cantidad" porque va "directamente a proyectos para las personas"
|

La consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades de la Junta de Castilla y León, Isabel Blanco ha reclamado que el reparto del fondo social del IRPF "se incremente de manera proporcional" para todos los territorios pues en la última adjudicación de la financiación procedente de la casilla del IRPF "hubo comunidades a las que sólo se les subió el IPC y otras a las que se les subió el diez por ciento", un criterio que la Administración autonómica "no entiende muy bien".


La consejera ha explicado que Castilla y León recibe 20 millones de euros de este fondo social y ha insistido en pedir que "se aumente la cantidad" porque va "directamente a proyectos para las personas". Blanco ha realizado estas declaraciones en Zamora durante una reunión con las asociaciones de la provincia afectadas por la nueva ley del Tercer Sector.


La consejera ha indicado que el encuentro ha tenido lugar en el contexto de los últimos días de plazo para presentar alegaciones, un periodo que concluye el 5 de marzo. "La norma ya partía de un consenso, pero revisaremos las alegaciones", ha confirmado.


En ese sentido, Isabel Blanco se ha mostrado "esperanzada" ante la posibilidad de que la ley pueda ir al Consejo de Gobierno "alrededor del verano". "En esa línea vamos a trabajar", ha indicado, tras anunciar que visitará todas las provincias para conversar con los interesados acerca de los efectos de la normativa.


En cuanto a la importancia de esta "demandada" ley del Tercer Sector, Isabel Blanco ha apuntado que la normativa "va a definir qué es y qué no es" este colectivo, va a facilitar "un censo real de las asociaciones", y va a "garantizar la estabilidad financiera gracias al decreto de concertación social", además de aclarar "la relación laboral con los empleados".