El CBC Valladolid celebra su ascenso épico por todo lo alto

El CBC Valladolid celebra su ascenso épico por todo lo alto

|

El cielo está reservado para los más grandes, y los chicos del CBC Valladolid se lo han ganado con creces tras una temporada culminada con un ascenso épico que nadie se esperaba al inicio del curso.


Tal hazaña solo se puede celebrar de la manera más desmedida posible y sin ambages. Primero ante un Pisuerga a reventar, de gente y de emoción. En la pista se pudieron ver los primeros vítores de alegría de unos jugadores que volvieron a demostrar ser una piña para conseguir el casi imposible.


Tras eso, llegó la celebración más recogida pero igual de efusiva. En el vestuario voló el champán, se repartieron las camisetas que conmemoran tal gesta y no pararon de cantar y celebrar hasta volver a salir a la pista para dar las gracias a una grada aún llena que ha llevado en volandas al equipo.


Y, para finalizar, el autobús turístico de Valladolid, que hizo las veces de transporte oficial de un ascenso épico, dejó a la plantilla en la plaza de Fuente Dorada para que los seguidores pudieran celebrar junto a sus ídolos una victoria que tardará en olvidarse.