L.Giralda: “No te conviertes en influencer de un día para otro”

L.Giralda: “No te conviertes en influencer de un día para otro”

|

Si hay una palabra que oímos frecuentemente es: influencer.  Según lo definen, es <<una persona que cuenta con cierta credibilidad sobre un tema concreto y, por su presencia e influencia en redes sociales, puede llegar a convertirse en un prescriptor interesante para una marca>>. Luis Giralda (Valladolid, 1995) cuenta con más de treinta mil seguidores en Instagram. Estudió Comercio en la UVa y actualmente compagina su trabajo, como Responsable Comercial en Carrefour, con el Master de Dirección y Administración de Empresas con especialidad en moda. A ello suma el <<mantenerse al día en las redes sociales>>.


Saúl N. Amado.


¿Influencer de la noche a la mañana o progresivamente? <<Sinceramente, no te conviertes en influencer de un día para otro; es el resultado de mucho tiempo y dedicación plena. Llegar a gente, y que lo que subes interese en cierta medida, es bastante complicado. A día de hoy estoy muy contento con el crecimiento de mi cuenta>>. Las colaboraciones son uno de los puntos fuertes de tener un gran número de seguidores en las redes. <<Cierto, he colaborado con más de 200 marcas, tanto nuevas como reconocidas: Emporio Armani, Polo Ralph Lauren, Happy Socks… Y otras muchas>>.


Seguro que, en este punto de la conversación, el lector se ha preguntado si se puede vivir de ser influencer. <<Está claro que muchos influencers reconocidos sí: dedican su vida plenamente a ello y ganan cantidades económicas importantes>>. Pero para convertirse en una persona reconocida en redes muchos compran seguidores… <<Considero que mostrar al público un trabajo que no es real… es engañarle. Yo publico porque me gusta y porque creo que lo que subo gusta a la gente. Lo que más valoro es que sé que hay muchas personas viéndolo y eso demuestra que el trabajo que hacemos es el correcto. Realmente, me considero estar bastante lejos del tema de comprar seguidores. Nadie es tonto, la calidad de esos “seguidores” deja mucho que desear>>.


Y una vez que se llega a ser influencer… ¿es más complejo mantenerse que llegar a serlo? <<Ambas cosas son difíciles. Se debe ser muy activo y dinámico, crear día a día nuevos contenidos y no abandonar durante demasiado tiempo las redes sociales>>.