La lluvia no disuade a los amantes del 'botellón'

La lluvia no disuade a los amantes del 'botellón'

|

La constante aunque no demasiado intensa lluvia caída en las últimas horas en la capital zamorana no ha sido motivo para disuadir a los amantes del 'botellón' de reunirse como cada año en el parque de San Martín, con la polémica que conlleva por las molestias causadas a los vecinos y el lamentable espectáculo de consumo de alcohol sin control. A pesar de ser una práctica prohibida en la vía pública, la afluencia es tal que las autoridades se limitan a controlar que no se consuma alcohol por parte de menores y evitar los altercados por el consumo etílico excesivo.
Si bien es verdad que en número menor, ya a primera hora de la madrugada eran ya decenas los jóvenes congregados en el lugar.
Para evitar la suciedad se han instalado numerosos urinarios portátiles en la parte baja del parque, y en la parte superior se encuentra el puesto de Cruz Roja para atender posibles intoxicaciones o heridas.