El BSR da la cara pero cae ante un gran rival

El BSR da la cara pero cae ante un gran rival

|

El Fundación Grupo Norte dio la cara ante un gran rival como es el Amiab Albacete, imbatido en la presente temporada liguera junto a Ilunion, con un buen juego colectivo que se cimentó en una organizada defensa, pero que resultaría insuficiente para dar la sorpresa en el pabellón Lepanto, ya que a pesar de la notable mejoría del equipo, errores puntuales impidieron el objetivo.


Los vallisoletanos salieron dispuestos a demostrar que iban a ser un hueso duro de roer, y desplegaron una gran defensa, que frenó las internadas de Lee Manning en la pintura, obligando al cuadro manchego a tener que lanzar desde una posición exterior, en la que no falló el colombiano Jhon Hernández. Debido a esa efectividad del jugador de Amiab, este pudo finalizar el primer cuarto con una ventaja de tres puntos (19-16).


También en el segundo cuarto los de José Antonio de Castro consiguieron mantener una seria defensa, que les permitió, incluso, situarse por delante en el marcador, con un espectacular Lalo Prieto, que desempeñó a la perfección su rol, tanto en el plano defensivo como en el ofensivo, para dar la iniciativa a su equipo en el electrónico (27-31), aunque el acierto en el tiro de los locales frenó ese dominio para llegar al descanso con un empate a 42.


Tras la reanudación, Marsh pidió su protagonismo también, y no dudó a la hora de lanzar, lo que aportó un plus a un Amiab que ya contaba con la calidad de Manning quien, aunque estuvo bien cubierto, acabaría anotando 19 puntos en el partido. El Fundación Grupo Norte cometía imprecisiones y, cada error, se convertía en un regalo para los de Jesús Torres, que no desaprovecharon ninguno y que, por tanto, recuperaron el control del tanteo (57-54).


El cuadro morado buscó echar el resto en el último cuarto, basándose en el mismo esquema que les había ido funcionando durante el choque: una defensa en bloque y un ataque meditado y trabajado, pero en este aspecto se volvió a fallar lo que, ante un equipo como el Amiab, se transformó en derrota.