Lucha sin descanso por las 35 horas: "Nuestros derechos no son una batalla"

Lucha sin descanso por las 35 horas: "Nuestros derechos no son una batalla"

|

Los funcionarios leoneses no paran su reivindicación. Los sindicatos UGT, CCOO y CSIF se han plantado de nuevo a las puertas de la Delegación Territorial de la Junta en León para luchar por la jornada 35 horas.


Cada jueves de enero y febrero, los empleados públicos saldrán a la calle para denunciar los "incumplimientos y las imposiciones" del Gobierno de la Junta de Castilla y León.


Todos los sectores públicos están afectados ya que "este Gobierno autonómico no es de fiar", apunta José Antonio Alegre, secretario de Enseñanza de CCOO León. "No podemos confiar en su palabra, ni en su firma". Y por eso los empleados públicos de León no dejarán de pedir lo que "es suyo".


"La Junta no cumple y además impone políticas sin ninguna intención de revertir el conflicto con los empleados públicos". Una situación que lleva activa hace varios meses para conseguir la jornada 35 horas, el desarrollo de la carrera profesional y el pago de los fondos adicionales.


José Antonio Alegre (CCOO), Ruth Sanz (UGT) y Pedro Bécares (CSIF)


Por su parte, Ruth Sanz, secretaria de la Administración Autonómica de UGT León, asegura que la Junta ya "está acostumbrada a no cumplir lo que promete". Y además, tilda al presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, de "avestruz, agacha la cabeza y no da la cara para explicar el incumplimiento de los acuerdos como máximo responsable de esta Comunidad", apunta. Desde UGT también manifiestan que Igea es el "responsable de la prepotencia debido al trato que da a toda la ciudadanía".


El responsable de la Administración General de CSIF León, Pedro Bécares, aclara que las reivindicaciones de los empleados públicos "no son una batalla", sino que son derechos de los trabajadores de la Administración.


Bécares recuerda que desde la retirada de las 35 horas en tiempos de recortes, los empleados públicos han perdido un 20% de poder adquisitivo y las plantillas han bajado un 6% y así "no se puede prestar el mismo servicio a la sociedad que en otras épocas".


Los sindicatos anuncian que realizarán una marcha reivindicativa en la capital leonesa el jueves, 6 de febrero, que partirá desde el IES Juan del Encina, pasando por el centro de Salud de Condesa para terminar en la Delegación Territorial de la Junta para conseguir "lo que nos han robado, cueste lo que cueste", pronuncian.