Lubián se adhiere al manifiesto en defensa de la biorrefinería de Barcial del Barco

Lubián se adhiere al manifiesto en defensa de la biorrefinería de Barcial del Barco

|

El alcalde de Lubián, Felipe Lubián firmó ayer el manifiesto en defensa de las Biorrefinerías de Barcial del Barco y La Robla.


Dicha firma supone que este Ayuntamiento se convierta en el número 133 en favor del desarrollo industrial de Magdala, que englobaría a las provincias de Zamora y León. Provincias, ambas, "fuertemente castigadas por el paro, las despoblación y el envejecimiento". A todo ello se suma la crisis industrial del sector remolachero-azucarero y del carbón, hechos que "solo hacen que avalar más la necesidad del desarrollo del plan industrial que promociona MAGDALA, con carácter de urgencia".


Desde la Plataforma aprovechan esta firma para criticar que "actualmente los políticos hablan y hablan de despoblación, se habla y habla de pactos verdes, se habla y habla de la necesidad de descarbonizar y reindustrializar, se habla y habla, pero no se hace nada".  Tampoco les parece comprensible que "solo se hable y se hable cuando la situación de las provincias de Zamora y León es alarmante, tanto económico como socialmente hablando y que un plan industrial, del calado estratégico que tiene el presentado por MAGDALA, no esté ya funcionando".


La Junta de Castilla y León ha presentado a Bruselas la Biorrefinería de Barcial como proyecto estratégico de descarbonización, a través del plan de eficiencia energética de la Junta, igualmente informes de Europa avalan que el bioetanol de remolacha (fundamentalmente) y maíz reduce emisiones frente a combustibles fósiles y que es un producto por tanto estratégico para la comunidad europea.


La PAC está apostando por la lucha contra el cambio climático con un nuevo pilar, en borrador, dedicado a esta línea de actuación. La Remolacha, "sin lugar a dudas, es un cultivo estratégico y vital para nuestra Comunidad Autónoma", explican.


Las Biorrefinerías de Barcial del Barco y La Robla estarían por lo tanto siendo "un modelo verde y de transición ecológica de reindustrialización y por ende de repoblación en dos de las provincias con peores índices de despoblación, envejecimiento y paro de toda Europa. Todo ello en un momento de crisis en sectores industriales estratégicos como son el azucarero y del minero-industrial del carbón".


El modelo industrial presentado por MAGDALA generaría 350 puestos de trabajo directos y 5.000 indirectos desde Zamora hasta Gijón pasando por la montaña central leonesa, revitalizaría zonas en estado de emergencia social con industrias que trabajarían todo el año, "generando un empleo inducido incalculable"