La Cofradía del Santo Entierro se forma para estar de nuevo cardioprotegida

La Cofradía del Santo Entierro se forma para estar de nuevo cardioprotegida

|

La Real Cofradía del Santo Entierro volverá a acogerá este sábado en la sede, como cada año, un curso de formación para saber qué hacer ante una situación de emergencia y hacer el uso correcto de los desfibriladores externos semiautomáticos (DESA) que llevan bajo los pasos.


Esta Cofradía fue pionera en el territorio nacional elaborando un plan de emergencias y evacuación que se puso en marcha en el 2014. Teniendo en cuenta que en la cadena de supervivencia del Soporte Vital Básico (SVB) el tiempo es un factor primordial, se optó por colocar desfibriladores bajo los pasos en 2017.


Cada año, alrededor de 350.000 personas en toda Europa, sufren una parada cardiorespiratoria (PCR) fuera de los recintos hospitalarios. La evidencia científica dice que la resucitación cardiopulmonar (RCP) realizada por testigos puede llegar a cuadriplicar la supervivencia de las víctimas.


Teniendo en cuenta la afluencia de público y de hermanos durante el desfile, la Cofradía del Santo Entierro optó por generar un ‘espacio móvil’ cardioprotegido y crear una red de primeras personas intervinientes convenientemente formadas en reanimación, para aumentar así la capacidad de intervención inmediata durante la duración del desfile procesional y garantizar tiempos de respuesta inferiores a cinco minutos.


Esta Cofradía, fundada en 1593, ha demostrado que se pueden unir tradición e innovación, respetando el punto de vista histórico-artístico: proporción, disposición y expresividad de las imágenes con una visión más actual de prevención y seguridad.


El curso será impartido a los miembros de la organización del desfile procesional por la jefa de emergencias de la Real Cofradía del Santo Entierro y contando con la colaboración de profesionales de Cruz Roja y Protección Civil.