Detenida por gastarse un ‘pastón’ con la tarjeta de su tía incapacitada

Utilizó la tarjeta de la incapacitada asociada a su cuenta bancaria para efectuar reintegros y pagos por importe de 56.656 euros desde el pasado mes de febrero

FuenteRedacción
loading...

La Policía Nacional ha detenido a una mujer de 57 años, como presunta autora de un delito de estafa, perpetrado mediante la utilización de una tarjeta asociada a una cuenta bancaria de la que es titular una familiar que está incapacitada legalmente. Según fuentes policiales, efectuó presuntamente reintegros y pagos con dicha tarjeta por un importe total de 56.656 euros desde el pasado mes de febrero, hechos que han sido denunciados por la dirección de la Fundación Castellano Leonesa para la Tutela de Personas Mayores.

El pasado día 3 de octubre, la directora del centro ‘FUNDAMAY’, de la Fundación Castellano Leonesa para la Tutela de Personas Mayores formuló denuncia en la que refería que dicha fundación había sido nombrada tutora de una mujer que había sido incapacitada legalmente. Su pupila era titular de una cuenta bancaria a la que estaba asociada una tarjeta y que habían detectado una importante disminución del saldo desde el mes de febrero del presente año.

Según ha informado la Policía, había reintegros en efectivo del cajero por valor de 42.925,75 euros y pagos con tarjeta por 13.730,51 euros. Manifestaba igualmente en la denuncia que la operativa descrita coincidía con la llegada de una sobrina desde el extranjero, que residía con la víctima en su domicilio.

La fundación comunicó a la entidad bancaria su nombramiento y la incapacidad de la titular de la cuenta, una vez aceptada la tutela, para su inclusión en las cuentas, la retirada de autorizados y la adopción de las medidas oportunas para la protección de los bienes de la incapacitada, teniendo acceso telemático y conocimiento de los hechos descritos unos días antes de la presentación de la denuncia.

Investigación y detención

La denuncia originó una investigación que pudo constatar, por las gestiones practicadas, que la tarjeta había sido utilizada en 248 ocasiones desde el día 21 de febrero de 2019, realizando concretamente 77 reintegros, la mayoría por el importe máximo diario y 171 pagos en diferentes establecimientos por distintos efectos y servicios.

Los investigadores comprobaron que una sobrina de la incapacitada había llegado desde el extranjero y que, presuntamente, había obtenido la tarjeta y el número de acceso prevaliéndose de las circunstancias que habían motivado la incapacidad de su tía y su condición de familiar, efectuando a partir de ese momento las operaciones descritas en su beneficio.

Las gestiones han permitido identificar y detener a la presunta autora de los hechos, continuando la investigación abierta para determinar el destino del dinero que ha sido obtenido en los reintegros efectuados.

No hay comentarios

Dejar respuesta