Liberadas cuatro víctimas de una trama de explotación sexual en Salamanca

Una mujer de origen brasileño explotaba a mujeres de su misma nacionalidad en un piso donde se ejercía la prostitución

FuenteRedacción
loading...

Funcionarios de la Brigada de Extranjería y Fronteras de la Comisaría de la Policía Nacional de Salamanca y del Grupo I de la Brigada Central contra la Trata de Seres Humanos de la Comisaría General de Extranjería y Fronteras han procedido a la desarticulación de una trama delictiva dedicada a la comisión de delitos de trata de seres humanos con fines de explotación sexual, relativos a la prostitución, tráfico de drogas y blanqueo de capitales.

La investigación se inicia tras recibirse la declaración de una de las víctimas quien había sido captada en Brasil, y traída a España con la falsa promesa de trabajar cuidando niños. Una vez en territorio nacional, fue coaccionada para trabajar ejerciendo la prostitución, indicándole que era la única forma de pagar la deuda que había contraído con la organización.

Modus operandi

Las víctimas eran captadas en Brasil entre las conocidas de la principal implicada. Una vez que éstas aceptaban venir a España a trabajar, ella les organizaba el viaje, acompañándolas personalmente en el vuelo, y aleccionándolas de cómo debían comportarse para no tener problemas en el control de entrada. Para que les resultara más fácil superar el filtro policial donde se examina su documentación, utilizaban en su trayecto vuelos con escala en otros países de Schengen antes de llegar a España.

A su llegada, eran recogidas en el aeropuerto por un familiar de la cabecilla de la organización y trasladada al piso donde iban a ser explotadas.

Las mujeres debían estar disponibles para los clientes las 24 horas del día, y realizar todos los servicios que éstos demandaran. Todo el dinero que ganaban lo tenían que entregar a la “madame”, quien en teoría, al final de la semana debía devolverles la mitad del importe obtenido, aunque les detraía cantidades por distintos motivos, de manera que en esas condiciones nunca iban a llegar a pagar la deuda.

Las ganancias obtenidas se enviaban a Brasil al encargado de las finanzas de la trama, a través de empresas de envío de dinero.

Además, cuando los clientes así lo demandaban eran obligadas a consumir sustancias estupefacientes, proporcionadas por la organización, que ellas debían pagar.

Operativo policial

Autorizados por el Juzgado de Instrucción DOS de Salamanca, se practicó un registro en el domicilio donde se realizaba la explotación sexual en Salamanca, en el que participaron funcionarios de las Brigadas de Extranjería y Fronteras y de Policía Científica de la Comisaría Provincial de Salamanca, del GOE 1 de la Brigada Central contra la Trata de Seres Humanos de la CGEyF y un guía canino de la Jefatura Superior de Policía de Castilla y León.

Como resultado del mismo, se pudo liberar a dos víctimas que fueron acogidas en recursos de ONG´s especializadas en su atención, y se procedió a la detención de la máxima responsable del grupo. Se intervino dinero en efectivo, diversa documentación que prueba la comisión de los delitos investigados, así como una pequeña cantidad de sustancias estupefacientes y útiles para su manipulación.

Con posterioridad, se detuvo en Salamanca al resto de implicados que se encontraban en España, quedando pendiente la identificación de los investigados que se encuentran en Brasil.

 

No hay comentarios

Dejar respuesta