Uno de los mejores servicios de Neumología al servicio de los salmantinos

El jefe de servicio del Complejo Asistencial de Salamanca aconseja reiteradamente a los salmantinos que dejen de fumar y se vacunen para evitar enfermedades como la neumonía o la EPOC y mantiene la esperanza de mejorar un servicio al que ya considera el mejor de Castilla y León y con "alguna de las unidades punteras en España"

FuenteJavier Vicente
loading...

Esta segunda semana completa de noviembre está marcada en el calendario por los neumólogos, si cabe en mayor medida que el resto de las semanas. Aunque la labor de estos sea imprescindible durante los 365 días del año, en apenas cuatro días se ha puesto el foco en la neumonía y la EPOC, que han celebrado sus jornadas mundiales el 12 y este mismo sábado, 16, respectivamente.

De lo que se puede decir al respecto, más allá de la prevención, es que los salmantinos pueden estar tranquilos y es que el Complejo Asistencial cuenta con uno de los mejores servicios de España. De hecho, el propio jefe de servicio, Miguel Barrueco, opinaba que Salamanca cuenta con el mejor de Castilla y León y con «algunas de las unidades punteras en España».

Lo anterior, además, puede crecer en los próximos años con el nuevo hospital, del que todos suponen un Complejo que deje «mejores espacios, mejor dotación tecnológica y mejores recursos humanos», aunque para ello el propio Barrueco reitera que la mentalidad debe ser el de conseguir una referencia para los próximos 50 años y no para un futuro cercano.

De momento, en la actualidad, cuentan con varias unidades como la de hospitalización convencional, donde se encuentra también una de ventilación mecánica no invasiva para tratar a pacientes a los que se le evita ingresar en la UCI; la de estudios respiratorios del sueño; de función pulmonar; de técnicas invasivas y pleurales; de tabaquismo; y otras especializadas de casi todas las patologías (asma, epoc, ventilación, sueño, oxigenoterapia…).

Prevención

Eso sí, más allá de un buen presente y un futuro prometedor, Barrueco insiste en que el ‘mejor médico’ es cada uno de nosotros y la prevención que se tenga. De hecho, sobre la propia neumonía y la EPOC reitera en repetidas ocasiones que lo principal para evitarlo es dejar el tabaco. 

«La EPOC es una enfermedad obstructiva de los bronquios que, además, es irreversible y está producida en un 95% por el tabaco«. Esta enfermedad, además, es mucho más seria de lo que pueda parecer. «Estos pacientes tienen una pérdida estimada de diez años en la vida. A partir de los 45 tienen una muy mala calidad de vida y tiene una esperanza de vida de unos 65 años«, refleja.

Sus síntomas son claros. Comienza con tos con esputos por las mañanas, continúa con catarros y fiebre prolongados en el tiempo y una fatiga que cada vez va a más hasta el punto de la «gente es incapaz de asearse o agacharse a abrocharse los zapatos». Y si consideras que ello no te ocurrirá, recuerda: uno de cada diez fumadores van a desarrollar una EPOC. 

Esta enfermedad le sigue, al menos en el calendario, a la neumonía, que da menos miedo pero que cuenta con una mortalidad de en torno al 15%, según recuerda Miguel Barrueco, pese al descenso en los últimos años. «Es una enfermedad infecciosa que afecta a una parte de los pulmones. La mayoría pueden ser atendidas en atención primaria pero hay un porcentaje que precisan ingresar en el hospital y en la UCI. Si se suman todas, la mortalidad es un 15%, que es una cifra importante», comenta.

Vacunas

Del porcentaje que fallece, es cierto, la mayoría son personas con bajos sistemas inmunológicos, esto es niños o mayores. Para ellos, insiste con asiduidad, es imprescindible la vacuna, especialmente a los grupos de riesgo. Y es que recuerda, también para la gripe, cuya incidencia aumenta por estas fechas: «Es fundamental que la gente se vacune, que pierda el miedo. Es efectiva, vale para prevenir», dice, al tiempo que incide en dejar de fumar. «Es fundamental dejar de fumar. Si no se puede, que se acuda al médico». 

De hecho, siempre merece la pena dejar de fumar. «Es rentable hacerlo a cualquier edad. Cuanto antes se deje más beneficios se van a obtener pero siempre merece la pena dejar de fumar«, repite Barrueco.

No hay comentarios

Dejar respuesta