Los radares de velocidad recaudan casi 12.000 euros al día

El ubicado en la autovía A-66 cerca de la rotonda de Buenos Aires está entre los más multadores de España

Radar en la autovía A-66 en dirección hacia la rotonda de Buenos Aires

La Dirección General de Tráfico (DGT) recaudó el año pasado en la provincia de Salamanca más de cuatro millones de euros procedentes de denuncias por infracciones de tráfico. Es decir, que las multas por radares recaudan casi 12.000 euros diarios en territorio charro.

Precisamente en el alfoz de la capital charra está uno de los radares que más multan de España. En concreto, se trata del radar de la autovía A-66 cerca de la rotonda de Buenos Aires, que enlaza con la autovía A-62. Un tramo donde hay que circular a menos de 100 kilómetros por hora, por lo que muchos conductores pasan a 120 sin haberse percatado del límite anunciado metros antes. Sólo ese radar recauda unos tres mil euros al día.

Las multas de los radares de la provincia de Salamanca por exceso de velocidad de los conductores van a las arcas del Estado para después ser distribuido en los Presupuestos Generales del Estado. La polémica siempre está presente respecto a si la ubicación de los radares persigue prevenir accidentes o simplemente recaudar dinero. Para aquellos que consideran lo segundo, ¿en qué se podría emplear entonces ese dinero para revertirlo en la sociedad?

Por ejemplo, si hablamos de personal, para pagar la nómina de un mes de la mitad de todos los trabajadores de la Diputación de Salamanca, o para contratar medio centenar de médicos o profesores durante un año, con sus correspondientes pagas extras.

Si hablamos de infraestructuras, el dinero de las multas de los radares salmantinos servirían casi para pagar un colegio nuevo como el que se acaba de estrenar en Villares de la Reina, una de las localidades con más niños de la provincia de Salamanca. O para pagar la mitad del reclamado durante años y pendiente de construcción centro de salud del barrio Zurguén en la capital.

No hay comentarios