La recuperación del sector del transporte, lastrada por daños colaterales

NOTICIASCYL continúa su serie dominical en la que analiza el estado actual de los sectores económicos de Salamanca, en esta ocasión uno de los fundamentales en la expansión del tejido productivo de la provincia charra. El coste de los carburantes, las restricciones sobre la circulación por autopistas, el cártel de camiones y los robos en estaciones de servicio, principales problemas en el día a día de los transportistas

FuenteRaúl Martín
Foto: Confaes

Acaba de comenzar 2018, el año de la consolidación definitiva de la recuperación económica, según apuntan diversos estudios de agencias de calificación, bancos, analistas financieros… pero, ¿qué opinan los propios protagonistas de que cada día la economía siga su curso? ¿Cuál es la situación actual de cada uno de los sectores que conforman el engranaje del tejido productivo? NOTICIASCYL continúa su serie dominical en la que analiza el estado actual de los sectores económicos de Salamanca.

Hoy es el turno para el transporte, “un sector continuamente en crisis, complicado”, resume el presidente de la Asociación de Empresarios Salmantinos de Transportes Discreccionales (Aestradis), Juan Luis Feltrero. Y es que “es verdad que hay recuperación, se percibe más movimiento de trabajo, pero no de beneficios, porque los costes siguen siendo altos y apenas queda margen”. La crisis hizo mella, con el cierre de negocios, muchos por jubilaciones y prejubilaciones, con algunas consecuencias que aún perduran.

Por ejemplo, el intrusismo, con empresas que tienen a trabajadores sin asegurar o empleados a destajo sin abonar las horas extra. “Pero la administración no pone coto, no lleva a cabo las inspecciones que tiene que realizar, ahí tiene un filón para poder recaudar y no lo hace”, afirma Feltrero. A lo que se añade la falta de conductores cualificados, por lo que Aestradis reclama más facilidades para la obtención de este permiso de conducción especial.

Uno de los problemas del sector que eleva los costes es el precio de los carburantes, pero no el único. Los camiones no son para toda la vida, pues su periodo útil oscila entre los cuatro y ocho años, tiempo en el que además hay que acometer constantes revisiones. Por eso la adquisición de vehículos no es fácil, máxime con la existencia de un cártel de camiones cuyos sobreprecios perjudican a medio centenar de empresas salmantinas. Tres millones de euros en total reclama Aestradis a un grupo de fabricantes por cobrar sobreprecios ilegales y alterar la libre competencia, según las sanciones impuestas por la Comisión Europea.

El precio medio cifrado por la patronal nacional del sector, teniendo en cuenta la documentación remitida por el 60% de los camiones adheridos a esta reclamación, establece un precio medio de compra de 70.000 euros. De esta cifra, la patronal nacional estima que el 15-20% puede suponer la posible indemnización (en función del modelo, año de compra…) por el pacto acordado entre los fabricantes de vehículos pesados DAF, Daimler-Mercedes, Iveco, MAN, Scania y Renault-Volvo.

Los empresarios han iniciado los trámites legales dentro de una reclamación conjunta con el resto de patronales de toda España de más de 30.000 camiones, impulsada por CETM, de la que la asociación Aestradis es su representante en Salamanca, junto al despacho jurídico CCS Abogados. Los trámites legales para reclamar este sobreprecio ilegal están todavía abiertos hasta el viernes 6 de abril, según ha explicado Carmelo Gómez, vicepresidente de CETM, en un encuentro ante los medios de comunicación celebrado en Madrid con el fin de pormenorizar el estado de las reclamaciones. “Necesitábamos dar respuesta a la reclamación por parte de los asociados de la Confederación. Todavía hay tiempo para sumarse a la demanda y animamos a nuestros asociados a que no dejen pasar esta oportunidad”.

Circulación obligatoria de camiones por autopistas

Otro de los problemas del sector del transporte es la obligatoriedad de circular por autopistas. El presidente de Aestradis muestra su total rechazo por las medidas que se imponen en diversas comunidades autónomas, entre ellas Castilla y León, para desviar el tráfico de camiones por autopistas con el consiguiente cobro de peaje. “No es sólo cuestión de dinero, es también flexibilidad. Hay autopistas como en Guipúzcoa sin áreas de servicio pero estamos obligados a parar por ley cada cierto tiempo. ¿Entonces cómo lo haces?”, argumenta Juan Luis Feltrero.

transportes

En los últimos meses también se ha impuesto el desvío de camiones a la autopista de peaje AP-1, en Burgos, aunque se ha bonificado con un 75 por ciento del coste. Además, también se ha restringido el paso por las nacionales N-124 y N-232 y se ha impuesto el desvío a la autopista de peaje AP-68, entre Zambrana y Tudela, en las provincias de Logroño y Vitoria. De esta manera, Aestradis reclama que, como mínimo, se permita a los camioneros abandonar la autopista para el aprovisionamiento de los vehículos y de los conductores
Proliferación de robos

Por si fuera poco, los transportistas deben hacer frente a sustracciones tanto de cabezas tractoras como de remolques con mercancías con un alto valor de reventa en el mercado nacional y europeo por parte de bandas organizadas especializadas en este tipo de delitos.
Este tipo de situaciones son un fenómeno común para los camioneros españoles. En 2016, uno de cada tres camioneros ha sufrido algún tipo de robo, traducidos según la patronal nacional del transporte CETM en unas pérdidas de más de 8.000 millones de euros cada año para las empresas del sector.

Por ello, Aestradis reclama la creación de zonas de aparcamiento seguras para los transportistas en varios puntos de la provincia siguiendo las directivas aprobadas por la Comisión Europea. Salamanca se trata de un nudo estratégico para el transporte de mercancías por el elevado índice de paso y estacionamiento de camiones nacionales e internacionales. El desarrollo de las actuales áreas y la instalación de nuevas zonas aseguraría la seguridad fundamental y el descanso reglamentario de los profesionales.
Transporte por la ciudad

No sólo el transporte de mercancías se mueve por carretera, también por las calles de la ciudad. Desde la asociación Aestradis reclaman al Ayuntamiento más zonas de carga y descarga, “todas son pocas”, aunque destacan que “la Policía Local aquí es más permisiva, hay ciudades peores”. Por eso también se reclama más respeto entre los propios transportistas, teniendo en cuenta que “la situación para circular está bastante bien regulada”.

transportistas centro

Transporte de mercancías y de objetos en sí. El subsector de la mudanza es también importante en Salamanca. Juan Luis Feltrero está también al frente de la Asociación Castellana y Leonesa de Empresas de Mudanzas (Aclem) y de la Federación Española de Mudanzas (Fedem). “Desde hace años, luchamos por dignificar el sector de las mudanzas, por profesionalizarlo, por darle un contenido acorde con los tiempos que vivimos”.

Además, explica que debido a que la mayor parte de las empresas de las mudanzas son de carácter familiar, uno de los problemas a los que se enfrenta es “el de la sucesión empresarial”, unas “incógnitas que se plantean ante la llegada de segundas y terceras generaciones a nuestras empresas”.

Pero también se analiza el futuro asociativo del sector. “Somos conscientes de que juntos lograremos las metas que nos propongamos. Juntos seremos capaces de conseguir afrontar los problemas que nos surjan. Y juntos aspiraremos a hacer frente a cuestiones tan actuales como peligrosas para el sector, como la competencia desleal, los concursos públicos o convenios colectivos alejados de nuestras pretensiones”.

En resumen, el sector del transporte vive una paulatina recuperación pero no al ritmo que otros ámbitos del tejido productivo debido a problemas colaterales. De ahí que desde la asociación Aestradis se reclame una mejor regulación a las administraciones y sobre todo más facilidades para los transportistas autónomos. “Este sector es uno de los motores del país”, concluye Juan Luis Feltrero.

No hay comentarios

Dejar respuesta