”Herramientas” para impulsar la transición ecológica en 414 empresas

La iniciativa se enmarca dentro de la campaña “Impulsa la transición”

FuenteEuropa Press

Comisiones Obreras (CCOO) en Castilla y León propondrá a 414 empresas «diana» de la Comunidad, que poseen sistemas de gestión ambiental, una serie de medidas y recomendaciones que sirvan de «herramienta» para impulsar la adaptación ecológica en los centros de trabajo con la reducción de la huella de carbono de su producción y la participación de los trabajadores como «agentes activos».

Así lo han avanzado el secretario regional de CCOO, Vicente Andrés; la secretaria regional de Medio Ambiente, Cristina de la Torre, y su homólogo nacional, Mariano Sanz Uveiro, en la presentación de la campaña que se desarrolla con el título ‘Impulsa la transición. Hacia una adaptación ecológica de los centros de trabajo’.

Con la idea de la «responsabilidad compartida pero diferenciada», CCOO se centrará en los centros de trabajo de estas 414 empresas «diana» de toda la Comunidad, pero con mayor presencia en Burgos, Valladolid y León, que tienen sistemas de gestión, licencia o la figura del delegado ambiental, como ha explicado Cristina de la Torre, en declaraciones recogidas por Europa Press.

La situación de estas empresas, de las cuáles la mayoría desarrollan actividades que están obligadas a tener este tipo de sistemas y se enfocan en los sectores industrial, químico o ganadero, ofrecen un marco «favorable» para hacer propuestas en este ámbito y la organización sindical se pondrá en contacto con ellas para trabajar «de manera conjunta».

Asimismo, las iniciativas del sindicato en esta materia se enfocarán en la movilidad sostenible, para lo que se promoverán planes de transporte en las empresas, los cuales ya se han propuesto al Hospital de Soria y de Salamanca y a un centro comercial de Valladolid, así como se desarrollará este viernes, 20 de septiembre, una actividad de sensibilización en once entidades de la Comunidad.

En este marco, se ha creado un plan de sostenibilidad con 50 medidas distribuidas en cinco áreas de actuación, de las que solo once poseen un coste que, además, supondría «un ahorro para las empresas en cierto plazo», y dentro del cual la propia organización en CyL se ha comprometido a reducir su huella de carbono en un 40 por ciento respecto a 2010, como ha subrayado la responsable regional de Medio Ambiente.

La campaña también supondrá la realización de unas jornadas durante el próximo invierno en las que se abordará cómo afecta el cambio climático en cada sector, con especial incidencia en el agrario, el de la automoción y el energético, para sacar conclusiones sobre ello, ha apuntado Andrés por su parte.

«De momento ya hay una petición concreta para la transición energética en León, donde se sufre una importante crisis económica con la medida del cierre de minas y se prevé un próximo cierre de térmicas el año que viene», ha relatado en este sentido, para reiterar también que es necesario «ver cómo ajustar» esta adaptación en el ámbito de la automoción en Castilla y León.

FINANCIACIÓN Y GARANTÍAS

Por su parte, Mariano Sanz ha incidido en que para reivindicar una transición justa la organización aboga por basarse en los principios de establecer mecanismos de defensa de los derechos de los trabajadores, dar «certezas» a los mismos a través de aspectos concretos por los que sepan cuál será su situación o aportar «garantías legales y jurídicas».

Respecto a las garantías legales y jurídicas, el responsable nacional en esta materia ha ahondado en que se necesitan este tipo de «certezas» que ofrecen «amparo» y una planificación necesaria. «No podemos permitir que pase en esa materia lo que pasó con las energías renovables con el Gobierno del PP, con lo que España paso de ser uno de los país punteros a perder el tren», ha lamentado.

Sanz ha recordado, además, que para llevar a cabo esta transición justa se deben tener unas «normas» que protejan la financiación, pues, como ha precisado, el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima que el Gobierno presentó a la Unión Europea tiene un gasto de 800.000 millones de euros de los que el Gobierno solo cubrirá el 20 por ciento, por lo que el resto se tendrá que financiar de forma externa y para ello se necesitan «certeza legal y compromiso político».

«Solicitamos una estrategia donde se recojan estos principios y se pongan mecanismos de carácter financiero y laboral en el que los fondos que se proporcionen para este ámbito tengan un control adecuado», ha agregado, al tiempo que ha insistido en basar las actuaciones en la transición energética, la producción circular, el uso racional de los recursos y el cambio en la agricultura y el transporte.

En este sentido, Sanz ha criticado la falta de compromisos concretos por parte del ámbito político y ha lamentado que los documentos de la Estrategia de Transición Justa, el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima y la Ley de Cambio Climático estén ahora «en el limbo de los dioses» por no tener un Gobierno.

27 DE SEPTIEMBRE

Con la premisa de que la implicación de los trabajadores de empresas y administraciones es «clave» para ser «eficaces» en los procesos de transición ecológica, ahora CCOO pone en marcha esta campaña en la que se facilitarán por diferentes medios recomendaciones, consejos, material e información para que se sepa cómo actuar desde las entidades para reducir la incidencia en el medio ambiente.

«Necesitamos que los trabajadores sean agentes activos en este cambio que es fundamental y que va a situar a las empresas en un escenario más preparado y va a hacer que sean más competitivas en el marco de los planes europeos», ha sostenido Sanz, al tiempo que ha destacado que esta es la forma de que las entidades también sean un «elemento de justicia social y solidaridad» porque, como ha indicado», «no habrá empleos en un planeta muerto».

En este ámbito, el sindicato también desarrollará del 20 al 27 de septiembre una serie de asambleas en distintos centros de trabajo con el objetivo de concienciar sobre la importancia de la «implicación activa» en esta adaptación.

Además, participará el próximo día 27 en la Huelga Mundial por el Clima que en España tiene previstas alrededor de 72 movilizaciones, así como realizará paros de 4 minutos y 15 segundos en las puertas de «centenares» de centros de trabajo para reivindicar la lucha contra el cambio climático, la cuál «se valora y demanda cada vez más» y se encuentra en «la primera línea» de las actuaciones del sindicato.

No hay comentarios

Dejar respuesta