Cortadas dos carreteras por nieve y cadenas obligatorias en trece tramos

Las carreteras cortadas al tráfico, ninguna de la red principal, están afectadas por acumulación de nieve y son la BU-572 en Portillo de Lunada (Burgos) y la LE-321 en Cerulleda (León)

Los copos de nieve caídos y acumulados en los últimos días y horas mantienen cortadas al tráfico rodado dos carreteras a su paso por Castilla y León, donde se necesitan cadenas para circular por otros trece tramos de carreteras, según los datos aportados por la Dirección General de Tráfico (DGT) a las 20.00 horas de este martes, 22 de enero.

Las carreteras cortadas al tráfico, ninguna de la red principal, están afectadas por acumulación de nieve y son la BU-572 en Portillo de Lunada (Burgos) y la LE-321 en Cerulleda (León).

Además, se necesitan cadenas o neumáticos de invierno para circular por varios tramos de la provincia de León, concretamente la LE-460 en Bembibre, LE-233 en Besande, la N-621 en Boca de Huérgano, la CL-635 en Burón, N-630 en Busdongo de Arbas, la N-625 en Oseja de Sajambre (Puerto del Pontón), LE-234 en Prioro, LE-333 y LE-331 en Puebla de Lillo.

En Palencia son necesarias las cadenas en la CL-627 tanto en Cervera de Pisuerga como en San Salvador de Cantamuda (Puerto de Piedrasluengas), en Salamanca en la DSA-180, en La Hoya, y en Segovia en la SG-615 en Valsaín.

No hay comentarios