«Continuas faltas de respeto a los técnicos de enfermería»

SAE pide la dimisión de la gerente y el director de Enfermería de Atención Primaria en León

FuenteEuropa Press

El Sindicato de Técnicos de Enfermería (SAE) ha pedido la dimisión de la directora gerente y del director de enfermería de la Gerencia de Atención Primaria de León por las continuas faltas de respeto al colectivo de técnicos de enfermería (TCE).

Para SAE el respeto a los profesionales es una condición «inherente» para un mando intermedio y creen que cuando el responsable de un equipo directivo pierde el respeto a los profesionales que prestan sus servicios en la entidad que representa «la única alternativa posible es la dimisión o el cese», han indicado en un comunicado recogido por Europa Press.

Esta es la situación en la que se encuentran tanto la gerente de salud de Área de León como el director de enfermería de Atención Primaria de León, «que continúan con sus respectivas faltas de respeto al colectivo de técnicos», según el sindicato.

SAE ha explicado que ha mantenido una reunión con la gerente de Salud de Área de León en el que han expuesto los «obstáculos» a los que se enfrentan los TCE para que le sean reconocidos los diferentes grados de carrera profesional.

La secretaria provincial de SAE en León, Pilar Castro, ha recibido con «indignación» la respuesta del director de enfermería para quien «los TCAE no tienen funciones propias para percibir la Carrera Profesional a pesar de reconocer que realizan funciones delegadas».

El sindicato ha aegurado que el problema de las funciones entre colectivos no es nuevo y es consecuencia de una «falta de definición» de las mismas. Los enfermeros diplomados delegan funciones al colectivo de TCE, algunas «desde hace tanto tiempo que han asumido como propias». En consecuencia, han evolucionado profesionalmente, de la misma manera que sus compañeros diplomados lo han hecho en las suyas.

Sin embargo, según la versión de SAE, el director de enfermería afirma que los enfermeros les delegan la realización de las tareas, pero «no delegan la responsabilidad de las mismas». Es decir, asegura que los TCE realizan unas funciones que no son suyas, sino funciones delegadas de manera «indefinida» para un colectivo que deberá realizarlas.

«Además de no ser un principio de igualdad y de faltar el respeto a los TCE cuando un colectivo realiza tareas de otros profesionales y la dirección lo consiente podría estar incurriendo en favorecer el intrusismo profesional», ha señalado Castro. Por último, ha añadido que esta situación es un «despropósito» que evidencia la «incapacidad» de estos gestores que «deberían dimitir de inmediato».

No hay comentarios