Aire sucio

Entre primos anda el juego de política y toros

FuenteLuis Falcão | @luischiado

En una semana aciaga, deportivamente hablamos, para el compañero Alvar, a tenor de lo que dijo el presidente saliente, Juan Vicente Herrera, a don Luis Fuentes, el portavoz de Ciudadanos, «es una lástima que no esté en su mejor momento de su carrera deportiva». Era la sombra de la ex presidenta cortesana Silvia Clemente que, aunque ya no anida por el hemiciclo, su sombra es alargada, como la del ciprés de Miguel Delibes. Es que , según Herrera, al que hoy hemos visto más solo que nunca en la cafetería -recibía infindiad de halagos, todos en fila, de los socialistas-, como un esperado o deseado adiós definitivo, «no es ironía, ya lo creo, usted contribuye a cambiar las cosas y las personas», espetó a Fuentes, ante la imagen del nuevo presidente de las Cortes, el burgalés Ángel Ibáñez que ha sustituido en el cargo a Clemente.

Dejando a parte esa pequeña ironía del presidente, que en su última comparecencia ante sus señorías parecía hasta más benevolente -como el que está ya de vuelta- hubo mucho aire sucio. No sabemos si el que comienzan a esparcir los ventiladores o el que sale por algún exabrupto del vicepresidente juntero -poco dado a hablar en la mayoría de las ocasiones, pero siempre ahí, impasible al ademán-, quien habla de «aire sucio» en Cs. Es que muchas veces es mejor hablar poco, escuchar más y callar mucho más. Porque el Grupo Socialista salió a la yugular de la presa, que no es otra que la consejera de Hacienda y candidata popular al Ayuntamiento de Valladolid, Pilar del Olmo. Sobre ella fue toda la polvareda del aire sucio que, a tenor de los sumarios y palabras del socialista Pedro González Reglero «no alegue desconocimiento» en la compra del Edificio de Soluciones Empresariales de Arroyo de la Encomienda (Valladolid), conocido coloquialmente como ‘la Perla Negra’ y ha reconocido que tienen «cada vez más dudas» sobre su papel en el caso. González ha acusado a Del Olmo de «mentir» al negar su participación y ha mencionado el testimonio de testigos según los cuales «sí participó en las negociaciones». La consejera Pilar del Olmo antepuso su respeto a los asuntos «pendientes de resolución judicial» frente a los «juicios sumarísimos» del PSOE, cuya «única finalidad es dañar a su rival político». «Ya no me llaman la atención este tipo de preguntas, siempre en vísperas de elecciones», adujo.

Entre tanto, Toñín se convertía en el ‘chivato’ de la clase, chivándose al novel presidente Ibáñez de que el candidato del PSOE a la Alcaldía de León, José Antonio Díez, hacía fotografías desde la tribuna y su señoría tuvo que llamar la atención. Es que además lo hacía como fuera de sí y, lo más admirable, tocándose la cara con las palmas de la mano. Las cosas que tenemos que ver, y todo sobre «las mentiras» del Ayuntamiento de León y la Consejería de Cultura y Turismo que denuncian las APAs y evidenció el joven procurador Álvaro Lora… Hablamos de la construcción de un centro cívico en Eras de Renueva en León.

El aire sucio que salía del hemiciclo también llega hasta la confección de listas. Son tiempos demasiado agitados políticamente cuando existen tres elecciones de por medio. Son muchas las incógnitas a despejar, con aires sucios o aires perfumados. La primera que corría por los pasillos de las Cortes era por dónde iría de candidato don Luis Fuentes. Unos apuntan que Francisco Igea no lo llevará de dos por Valladolid, como estaba ‘apalabrado’ con Clemente, con lo cual, sería cabeza de lista en su provincia, Salamanca, desplazando al segundo puesto a David Castaño, porque Cs no tiene cremallera y deja ver sus vergüenzas cuando se abren las entretelas. Ya puede luchar el partido en tierras charras para sacar dos procuradores que, con el tirón del naranja, pueden conseguir. Sea como fuere, son los daños colaterales de las cosas mal hechas.

Comenta un procurador popular a este medio que Javier Iglesias repetirá como presidente de la Diputación de Salamanca, aún a sabiendas que será más que díficil -por no decir tarea imposible- repetir mayoría absoluta. Si así resulta -no se fíe el amigo de los procederes del jefe en la confección de listas- ¿será capaz de llamar a Cs para sentarse a negociar el sillón de La Salina después de 24 años de Gobierno popular y visto lo acontecido en la actual legislatura con el ninguneo continuo a la formación naranja? Son cuestiones nada baladíes.

Pablo Fernández puso sobre el escaño de Herrera en un rifirrafe el saldo migratorio interautonómico, aduciendo que la diferencia entre los que salen de CyL a otras Comunidades Autónomas y los que vienen de otras Comunidades Autónomas a CyL, según datos del INE, suponen -19.500. Y sí, el procurador de Podemos y candidato tenía razón. Y hay que dársela, si es que sobre los datos del INE no pasa el rotulador rojo Tezanos, ay! De paso, como Tip y Coll, mañana hablaremos de los pactos magentas, morados o color vino que se avecinan aguas abajo por el Tormes. Unidas o Unidos, Ganemos o Podemos, que si de uno Risco que si de dos Carmen, que si detrás un/a rojo/a que si de cuatro Antonio… ¿y el justiciero provincial…? Dicen que a verlas venir, cosas de la política y no de los juzgados. Es lo que hay.

Mientras todo esto acontece, el aire sucio del vicepresidente de la Junta se expandirá, dicen, por la campaña electoral y, todo, como fuego amigo. Por eso, don Luis Tudanca, como también el alcalde pucelano, Óscar Puente, montarán una máquina de palomitas para entretenerse viendo con parsimonia, y cuasi, sorna, esa tragicomedia que se espera. Dicen que buscarán «hacer trizas» la campaña de Mañueco y aguar el final de fiesta del Gobierno Herrera. Esos procuradores que dicen saber y mucho de quienes tienen dossieres y sobre quién los tienen, vaticinan a este periodista «lo bien que nos lo vamos a pasar y encima comiendo palomitas». Estos tiempos políticos, ay!

No hay comentarios