Los concesionarios facturaron 1.782 millones de euros en 2018,

Es el 2,5% del PIB regional

La actividad económica de los concesionarios de automoción de Castilla y León supone el 2,5 por ciento del PIB regional, según los datos ofrecidos por la patronal de los concesionarios, Faconauto, en el transcurso de su XXVIII Congreso & Expo.

Según sus datos, las concesiones castellanoleonesas facturaron el año pasado 1.782 millones de euros, de los que 1.217 correspondieron a la venta de vehículos nuevos y 336 a la de usados. Por su parte, el taller supuso una facturación de 229 millones.

En Castilla y León hay 384 concesionarios, de los que 169 son oficiales (red principal) y dan empleo a 5.035 personas. De esta manera, ha recordado desde Faconauto, los concesionarios conforman una “red muy consolidada” en toda la geografía regional, con una “alta capilaridad” para llegar “a toda la demanda”.

La patronal ha recordado que el sector de la distribución y reparación de vehículos se encuentra en un momento de transformación y modernización que no sólo tendrá repercusión sobre la automoción, “sino también sobre la economía y la sociedad en general, especialmente locales”.

Esa modernización está obligando a los concesionarios a movilizar recursos, por lo que Faconauto prevé que el sector incrementará en un 8,5 por ciento sus inversiones hasta destinar 2.000 millones de euros en los próximos dos años, que impactarán en el desarrollo económico local, en la transformación digital, la formación y capacitación y en la descarbonización de la movilidad.

Según sus cálculos, estas inversiones podrían generar unos 21.000 puestos de trabajo en el próximo trienio.

Faconauto ha advertido de que, para que los concesionarios puedan abordar esas inversiones y alcanzar sus objetivos, el sector necesita un marco de seguridad jurídica y ha indicado que ya hay marcas que han iniciado de nuevo el proceso para cambiar los contratos que, entre los puntos que más preocupan a los concesionarios, incluyen la reserva de la venta online con los clientes.

“Los concesionarios están contribuyendo a la transformación del sector y en disposición de hacer inversiones que redundarán en la riqueza local. Pero sin un marco jurídico esas inversiones se pueden quedar en el aire”, ha advertido en concreto el presidente de Faconauto, Gerardo Pérez.

El presidente ha considerado “imprescindible” dotar al sector de un marco legal que vele por su sostenibilidad y seguridad jurídica y se ha mostrado convencido de que las propias marcas serían “las primeras beneficiadas” de que sus concesionarios, que son sus principales clientes, tengan esa seguridad jurídica”.

No hay comentarios