Margarida destaca la “recuperación del consumo” en Castilla y León

El decano-presidente del colegio de economistas de Valladolid ofreció los datos económicos del cuarto trimestre de 2015

Juan Carlos de Margarida. Imagen de archivo.

Juan Carlos de Margarida, decano y presidente del colegio de economistas de Valladolid presentó los resultados del último trimestre de 2015 del Observatorio Económico de Castilla y León, se mostró optimista con los datos obtenidos a nivel regional y por provincias, aunque destacó que el ambiente de inestabilidad política y la incertidumbre respecto a la formación de gobierno pueden afectar a la economía y la recuperación de la comunidad.

Recuperación del empleo, inflación, aumento del consumo en los hogares de Castilla y León, muchos fueron los ámbitos revisados por el presidente de los economistas de la capital del Pisuerga que fue optimista y que dejó entrever que lo peor de la crisis ya ha pasado y nuestra comunidad solo puede ir a mejor.

Castilla y León, en crecimiento

“Castilla y León creció un 3,1% en 2015 y la previsión es que lo vuelva a hacer en un 2,6% en 2016. Existe una recuperación del consumo de los hogares en la región que solo puede frenarse debido a la incertidumbre política que vive el país”, aseguró Margarida en la presentación de los datos económicos del cuarto trimestre en la comunidad.

Esta previsión para el próximo año no es fija, sino que puede “variar entre el 2,6 y el 2,9%” dependiendo de lo que suceda en los próximos meses en lo que a la formación de Gobierno, a nivel nacional se refiere. Siguiendo con el ámbito nacional y en consonancia con los datos de Castilla y León, España creció en un 3,2% en lo que al PIB se refiere, una décima por encima de lo que lo hizo la comunidad.

“La riqueza de los castellanos y leoneses ha crecido y también su PIB per capita”, aseguró el presidente, y apuntilló que: “Castilla y León tiene una economía en crecimiento lo que provoca que mejore la economía doméstica y aumenten los precios, ya que a mayor demanda, mayor aumento en los precios”, lo que es positivo para la economía de la región.

La Industria y el turismo como sustento de la comunidad

La Industria, que tanto está intentando el presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, incentivar, fue también un tema abordado en el planteamiento de Juan Carlos de Margarida que es “un sector que sigue en constante crecimiento y que tiene que ser clave en la comunidad porque la economía se sustenta” de dicho ámbito.

Además apuntó que los “servicios van a perder fuerza” en los próximos años y dio relevancia también al buen papel del turismo como otro motor de la economía de Castilla y León, en concreto el turismo rural del que la comunidad es líder debido a tres aspectos que Margarida se encargó de recordar como son que “el turismo de interior está de moda”, además de que la región cuenta con tres ciudades que son patrimonio de la humanidad como Ávila, Salamanca y Segovia” y de que el “turismo extranjero es ahora más dinámica”.

Las fortalezas priman respecto a las debilidades

“El mercado laboral sigue mejorando con un aumento de los puestos de trabajo ya que el empresario tiene una mejor percepción del futuro”, afirmó Margarida, que matizó además que es “necesario subir los salarios atendiendo al puesto de trabajo de cada persona”.

Para terminar, el presidente citó como principales debilidades de la comunidad “la inestabilidad política” que vive el país, que puede propiciar que las “reformas que han existido estos cuatro años anteriores no prosperen” y que se produzca un “efecto negativo en el mercado laboral”, pero se encargó de poner en relevancia las fortalezas de Castilla y León con un “incremento de las expectativas y un repunte de la Industria frente a los servicios y también del sector agroalimentario”, lo que provoca que “la economía de Castilla y León esté en expansión y no en recesión en la actualidad”.

No hay comentarios

Dejar respuesta