De negar el cambio climático al Tormes

Entre primos anda el juego de política y toros

FuenteLuis Falcão | @luischiado
loading...

Desde la tribuna de prensa no sabemos bien si la intervención del procurador de VOX, Jesús María García-Conde del Castillo, era por creencia propia o bien porque lo mandan los cánones más extremistas y negacionistas de su formación. No terminamos de comprender que a estas alturas de la vida de la Tierra -que no es poca- aún se ponga en duda el cambio climático como una realidad que ya espera a la puerta de nuestras casas, bien que la dejemos pasar bien que cerremos la puerta y la convirtamos en un mal sueño para las generaciones venideras.

Es cuando menos aberrante que se diga que «nunca se destinó tanto dinero a una hipótesis basada en cuestiones pesimistas y catastrofistas». No se entiende, bueno sí la comprendemos desde la vertiente más populista y demagógica -principal caladero de votos de la formación de Abascal– para oponerse a crear una Ley Autonómica de Cambio Climático, moción presentada por el Grupo Parlamentario Socialista y enmendada por PP y Ciudadanos, y crear nuevos organismos como un Observatorio para la Sostenibilidad de Castilla y León, porque «comprometen el presupuesto y sirven para situar a personal e impulsar medidas contraproducentes y ruinosas para la Comunidad». Es aún más increible escuchar que China abre decenas de centrales térmicas y de carbón y nosotros cerramos las pocas que tenemos. No es menos cierto, señor García-Conde del Castillo que viajar a China y más concretamente a Pekín -viajar es saludable, abre la mente y nos hace más libres- es meterse de lleno en el horno de la contaminación y, en sus costas, vivir el efecto de ciclones, tifones e inundaciones catastróficas.

Desde luego que nos apuntamos, en este asunto, como en la lucha contra la violencia de género, contra la homofobia, la xenofobia y los nacionalismos excluyentes -sean independentistas o patrios- a la diversidad biológica de Castilla y León, a su gran territorio y red de municipios, que son un excelente punto de partida para establecer acciones efectivas y prácticas en el ámbito de la lucha contra el cambio climático y fomento de la biodiversidad y hacer de ellas medidas eficaces ante el reto de la repoblación.

El pleno, por cierto, también tuvo al presidente Luis Fuentes impartiendo ‘justicia’ o imparcialidad, no es menos cierto que niega a Igea que tome la palabra por alusiones y le recuerda que en el debate hablaban todos de aportar soluciones. Y, vamos, que el sonriente vicepresidente quedó mutis por el foro, a pesar de que Ana Carlota Amigo, la portavoz de Cs y mujer de total confianza de Paco Igea, saliera en su defensa alegando que como miembro del banco azul -ay! el azul- podría tomar la palabra en cualquier momento por alusión. Y don Luis, firme, que no es no! Aunque sí fue flexible en otros momentos, dando incluso hasta cuatro minutos más a dos procuradoras, una del PP y otra de Grupo Socialista para leer las propuestas de resolución de sus mociones.

Otra vez, la sal y la pimienta del pleno la ofreció el procurador de Podemos Pablo Fernández, que arremetió contra el presidente Alfonso Fernández Mañueco sin misericordia. No es asunto de este artículo traer la totalidad de las declaraciones del podemita, pero sí que ha expresado su preocupación por la falta de cuidado de Fernández Mañueco por el medio ambiente ante la cantidad de hojas que utiliza para leer sus intervenciones, hasta el punto de asegurar que añora y echar de menos al anterior presidente, Juan Vicente Herrera. He ahí el fondo de la cuestión, ay! «Pase que el hombre no sepa hablar y que se exprese con mucha dificultad pero es intolerable que desprecie a Castilla y León y que cuando se le pregunta no responda por los problemas de esta tierra». E hizo un llamamiento a los dos partidos de Gobierno, es decir PP y Cs, para que se ocupen por su Comunidad y no por otros territorios «que ni ocupan ni preocupan». Como somos de Salamanca, ya decía Fray Luis de Leóncomo decíamos ayer…».

Finalmente, vimos por la tribuna de invitados a diversas personalidades de la vida social y política de Salamanca, tales fueron el ex vicerrector de la USAL Enrique Cabero, y el secretario provincial de CCOO, Emilio Pérez Prieto. Las Cortes de Castilla y León ratificaron por mayoría absoluta la designación de Enrique Cabero Morán como nuevo presidente del Consejo Económico y Social (CES) en sustitución de Germán Barrios, actual consejero de Empleo de la Junta de Castilla y León, quien en todo momento estuvo acompañando al nuevo presidente.

Todo ello apunta en una sola dirección que confluye en Salamanca. No es menos cierto que la ciudad del Tormes está de moda. Veamos. Presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, salmantino, y primera autoridad regional. Segunda autoridad regional y presidente de las Cortes de Castilla y León, Luis Fuentes, salmantino. Presidente del Consejo Económico y Social, Enrique Cabero, salmantino. Y, finalmente, el presidente del Consejo Consultivo de Castilla y León, Agustín Sánchez de Vega, salmantino. Y ya sin mencionar a los dos viceportavoces del PP y Cs, Salvador Cruz y David Castaño, también salmantinos.

Salamanca la blanca, ¿quién te mantiene?, cuatro carboneritos que van y vienen, ay!

No hay comentarios

Dejar respuesta