Cientos de personas reclaman una educación inclusiva por la salud mental

Para celebrar el Día Mundial de la Salud Mental bajo el lema 'Educación inclusiva, salud mental positiva', una "gran desconocida" que "aún sigue siéndolo"

Cientos de personas de toda Castilla y León se han dado cita este miércoles en Palencia para celebrar el Día Mundial de la Salud Mental bajo el lema ‘Educación inclusiva, salud mental positiva’, una “gran desconocida” que “aún sigue siéndolo”.

Así lo ha manifestado el presidente de la Federación Salud Mental Castilla y León, Jesús Corrales, quien ha añadido que existe un “retraso significativo” en lo relacionado con la promoción mientras destacaba la necesidad de realizar campañas para cuidar la salud mental de los ciudadanos.

Corrales ha recordado que los problemas de salud mental comienzan antes de los 15 años, y el 75 por ciento antes de los 18. En España dos millones de jóvenes de 15 a 29 años (el 30 por ciento) han sufrido síntomas de trastorno mental en el último año, pero sólo la mitad solicitó asistencia, y sólo el 11,4 ha sido diagnosticado. “Más de 1,5 de personas están sin diagnosticar”, ha incidido.

“No hay los medios necesarios, los sistemas educativos no están preparados para dar respuesta a esta necesidad”, ha explicado antes de pedir que se articulen todos los mecanismos para que “ninguna persona deje de recibir la formación adecuada”, porque si no estaría “en inferioridad de condiciones”.

Asimismo, ha subrayado que hay que combatir los efectos de las drogas y el alcohol, ya que “todas las adiciones están influyendo”, como por ejemplo el cannabis, que tiene “una gran incidencia en el desarrollo mental de los jóvenes”, por lo que hay que “combatirlo”.

“Exigimos que desde la edad más temprana se empiecen a todos los mecanismos necesarios para prevenir la salud mental de todos los ciudadanos, porque sin ella tampoco habrá física”, ha añadido.

Políticas

El presidente de la Federación ha indicado que la psicología debería ser “una asignatura más” para que el profesorado tenga “la formación suficiente” para detectar problemas de salud mental en los alumnos. “Cuando alguien sufre un cambio de comportamiento repentino ahí ocurre algo y es necesario que se aborde”, ha añadido.

Asimismo, ha exigido una conexión entre todos organismos responsables de cuidar, así como prevenir la salud mental y que, al igual que se hacen campañas para otras enfermedades, “también se lleven a cabo para que saber evitar problemas”, ya que los enfermos se encuentran “desamparados” porque “no hay información y la gente tarda en acudir a las asociaciones”.

Por su parte, el director general de Familia, Pablo Rodríguez, ha hablado de la sensibilización como elemento para visibilizar esta situación, que antes de ocultaban, así como “tener empatía y ser receptivos”.

“Es importante tener igualdad de derechos, hay que apoyarles más, porque el disfrute de derechos se ve menoscabado con sus limitaciones”, ha subrayado, al tiempo que ha añadido que en Castilla y León existen en torno a 28.000 con discapacidad por enfermedad mental, 2.600 en Palencia.

Rodríguez ha recordado que el sistema de la Institución Regional atiende a más de 4.000 personas en distintos recursos residenciales, pero también con otro tipo de intervenciones, como las que promocionan la autonomía personal.

No hay comentarios