Un nuevo superordenador se une al grupo de ciberseguridad

Caléndula ya cuenta con 229 teraflops en la actualidad y es uno de los grandes supercomputadores mundiales

Fotografía: Scayle.es

El superordenador Caléndula de la Junta se ha unido al grupo de trabajo sobre ciberseguridad en Castilla y León, el cual ha pasado de disponer de 29 teraflops en su origen a 229 teraflops en la actualidad y convertirse en uno de los grandes supercomputadores a nivel mundial.

El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, ha asistido este miércoles al Palacio de Congresos y Exposiciones de León, sede del duodécimo Encuentro Internacional de Seguridad de la Información, ’12 ENISE’ donde ha visitado el stand del supercomputador de Castilla y León, Scayle, una institución de la que comparten titularidad la Junta y la Universidad de León.

El supercomputador Scayle celebra este año su décimo aniversario y la Consejería de Fomento y Medio Ambiente ha apostado durante este periodo, a pesar de los ajustes presupuestarios, por la innovación y ha reforzado el centro de supercomputación mediante la ampliación de la plantilla y, además, ha asegurado la constante actualización tecnológica de Caléndula.

El superordenador disponía de 29 Teraflops (billones de operaciones de coma flotante por segundo) cuando se puso en marcha y era uno de los grandes supercomputadores a nivel mundial. Sin embargo, con la última ampliación ha alcanzado los 229 Teraflops y ha onseguido multiplicar por ocho la potencia del Caléndula original.

Suárez-Quiñones ha recordado la importancia de la inversión de las administraciones en innovación, que es “el motor del cambio hacia una sociedad mejor y el desarrollo económico que la sustenta”.

La Consejería de Fomento y Medio Ambiente, a través de la Dirección General de Telecomunicaciones, trabaja en la línea de la innovación tecnológica con el objetivo de “desarrollar una economía cada vez más competitiva desde la excelencia, la cualificación y la apuesta por las nuevas tecnologías”, ha destacado el consejero.

Con este objetivo la Junta consolida un sólido sistema de innovación regional, sobre la base de la Estrategia Regional de Investigación e Innovación para una Especialización Inteligente de Castilla y León 2014-2020 (RIS3), que articule la formación, la investigación, el intercambio de conocimiento y la actividad empresarial, en torno a la innovación como factor de competitividad fundamental.

Especializaciones de Scayle

Otro ejemplo de esta especialización en ciberseguridad de la Comunidad es el proceso de compra innovadora que ha puesto en marcha la Junta de Castilla y León en colaboración con INCIBE, donde se han definido cuatro retos de ciberseguridad que podrán catalizar la colaboración público-privada.

Scayle es actualmente centro de coordinación y gestión en el desarrollo de la Red de Ciencia y Tecnología de Castilla y León, RedCAYLE, una red de fibra óptica dedicada, es decir, de uso exclusivo, de máxima capacidad, que interconecta los centros docentes y de investigación de la Comunidad, como las universidades, centros del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) o del Centro para el Desarrollo Tecnológico e Industrial CDTI).

La ciberseguridad de RedCAYLE es también un requisito fundamental para la Consejería ya que la red va a cursar todo el tráfico de los alumnos de los centros educativos de la Comunidad. Además, Scayle también presta otros servicios ‘cloud’ a la administración pública, como por ejemplo al Sacyle, la gerencia regional de salud, que maneja los datos médicos de los ciudadanos.

No hay comentarios